Cómo influye el microbioma en el sistema inmunológico

Por Dr. Joseph Mercola, Mercola, 27 de enero del 2021.,

HISTORIA EN BREVE

  • Su sistema inmunológico y el microbioma intestinal comparten una relación simbiótica y su función inmunológica depende del estado de su intestino
  • Más del 99 % de sus genes provienen de microbios y no de sus cromosomas
  • El mejor indicador de su salud es su microbioma intestinal al nacer. Se sabe que la cesárea y los tratamientos con antibióticos, tanto en la madre como en el bebé, degradan el microbioma del bebé, pero, por suerte se puede compensar
  • Además del tracto vaginal, el bebé también recibe microbios muy valiosos a través del contacto piel a piel, incluyendo el contacto oral con el tejido mamario, así como por la leche materna, por esa razón la lactancia materna es muy importante y puede generar un impacto en la salud de su hijo en el futuro. Las exposiciones ambientales al suelo, a los alimentos y a los animales también desempeñan un papel muy importante

En esta entrevista, Rodney Dietert, profesor emérito de inmunotoxicología en la Universidad de Cornell, analiza la interrelación entre su sistema inmunológico y su microbioma intestinal.

Por décadas investigó y les enseñó a los estudiantes información muy valiosa sobre el sistema inmunológico. Como señaló Dietert, su microbioma intestinal es esencial para la función inmunológica y para su estado de salud en general, ya que influye en casi todos los demás sistemas fisiológicos.

Comprendió la importancia del intestino cuando tuvo la oportunidad de escribir un artículo de investigación sobre qué biomarcador sería el mejor para predecir la salud futura de un bebé.

«Pensé que era una pregunta muy intrigante y que valía la pena desarrollar un artículo sobre el tema», dice, “además estaba seguro de que las décadas de trabajo sobre el sistema inmunológico en los jóvenes, prenatales y neonatales, podrían darme una respuesta.

Me sentí muy frustrado porque escribí un par de párrafos que no fueron convincentes y me fui a la cama completamente decepcionado. Desperté a media noche con una idea en la cabeza que podría darme la respuesta.

La respuesta fue que todo se basaba en la medida en que el recién nacido termina su desarrollo, y ese autodesarrollo es la manera en que se construye el microbioma, la madre contribuye en gran parte, pero en general son ambos padres; las recomendaciones son parto vaginal cuando sea posible, contacto piel a piel y luego, por supuesto, seguir con la lactancia materna la mayor cantidad de tiempo posible».

Microbiomas ancestrales

Dietert señala que «más del 99 % de sus genes provienen de microbios, no de sus cromosomas». Tiene casi 3.3 millones de genes microbianos, principalmente bacterianos. En toda la población humana, existen menos de 10 millones de genes microbianos diferentes, por lo que es muy probable que no tenga todos.

También tiene entre 22 000 y 25 000 genes cromosómicos (estos genes son los que se analizaron por medio del Proyecto Genoma Humano), lo que significa que tiene 2000 genes cromosómicos más que una lombriz. Como señaló Dietert, debido a que tenemos alrededor de 3.3 millones de genes microbianos, eso significa que en términos de genética tenemos más del 99 % de microbios.

Es por eso que concluyó que el mejor indicador de la salud es el microbioma intestinal al nacer. Por supuesto, su microbioma se puede alterar por medio de la alimentación y de las exposiciones ambientales, lo cual afectará e influirá a lo largo de su vida. Pero originalmente, el microbioma infantil es el mejor indicador general de la salud futura.

“Eso provocó una gran cantidad de conferencias, libros, artículos de revistas científicas y la aparición en un documental titulado ‘MicroBirth’, que es una película maravillosa. Ganó el premio de ciencias de la vida en el 2014 por documentales. Eso lanzó una segunda carrera, ya que todo fue resultado de un sueño y de prestar atención a eso, en lugar de enfocarse en la progresión lineal de más de 30 años de investigación».

De acuerdo con Dietert, no existe ninguna especie bacteriana que prediga cómo será su salud. En realidad, el indicador más importante es el proceso en el que se construye el microbioma. Si al nacer, el bebé pasa por un proceso ideal, tiene más posibilidades de gozar de buena salud.

Los microbiomas saludables se relacionan con los que tenían sus antepasados, los cuales se han perdido a través de prácticas comerciales e instalaciones tecnológicas. Tratar de enfocarnos en esa dirección es mucho más constructivo que tratar de modificar algo por completo para un grupo de microbios que sus antepasados nunca conocieron. ~ Rodney Dietert

Por ejemplo, se sabe que la cesárea y los regímenes de antibióticos, tanto en la madre como en el bebé, degradan el microbioma.

«Estos [microbiomas] surgieron en nuestros antepasados dependiendo de su geografía, alimentación y de una gran cantidad de factores que se perfeccionaron durante miles de años.

Por ejemplo, a mis 60 años intenté modificar mi salud de manera constructiva al hacer un cambio en mi microbioma y, en mi caso, hubiera sido un gran logro conseguir un microbioma asiático, ya que esa no era mi ascendencia. No fue el lugar donde crecí, ni donde viví y menos los alimentos que consumí.

Por lo tanto, los microbiomas saludables se relacionan con los que tenían sus antepasados, los cuales se han perdido a través de prácticas comerciales e instalaciones tecnológicas. Tratar de enfocarnos en esa dirección es mucho más constructivo que tratar de modificar algo por completo para un grupo de microbios que sus antepasados nunca conocieron».

Prácticas compensatorias

El dogma anterior decía que el sistema inmunológico del bebé estaba desarrollado al nacer, sin importar nada más. Ahora comprendemos que esto no es cierto. Por ejemplo, si la madre tiene una enfermedad crónica, afectará el desarrollo inmunológico del bebé en el útero. Luego, esto se debe reequilibrar y la mejor manera de hacerlo es balancear el microbioma del bebé, ya que del 60 % al 70 % de sus células inmunológicas se encuentran en el intestino.

Como se mencionó antes, someterse a una cesárea pone a su recién nacido en riesgo de desarrollar una población microbiana menos óptima. Por supuesto que en algunos casos es necesaria la cesárea, pero, la buena noticia es que puede compensar la pérdida de microbios importantes que ocurre durante este procedimiento.

Gloria Dominguez, Ph.D., de la Universidad de Rutgers, pionera de este trabajo, utiliza una técnica de frotis vaginal en la que los microbios de la vagina de la madre se transfieren de forma manual al bebé justo después del nacimiento. “Aunque no es equivalente al 100 %, es muy buena”, dice Dietert.

“Ese tipo de estrategias son las que debemos seguir para ayudar a los padres a poder transmitir la mayor parte de la genética al bebé. Esos genes microbianos producen proteínas y enzimas, modifican lo que vemos en el ambiente externo, cambian nuestra alimentación a través del metabolismo microbiano antes de que nuestras células mamíferas y humanas vean algo.

En efecto, si analiza la interferencia al momento de repoblar el microbioma, yo la considero como un defecto de nacimiento. Si le faltara un órgano o una extremidad, sería un defecto de nacimiento. Y en este caso, le falta la mayor parte de su genética.

Sin embargo, ese es un defecto congénito que se puede corregir y debemos tenerlo en cuenta. Ese sería el impulso y el objetivo, garantizar que el bebé pueda tener, tan pronto como sea posible después del nacimiento, el microbioma resistente que por lo general debería tener.

Por experiencia sabemos que el estado del microbioma afecta aspectos como el riesgo de sufrir asma a los 7 años y otros riesgos posteriores. Incluso también se pueden detectar indicios de aterosclerosis, que ahora se pueden medir en niños, aunque el inicio de la enfermedad tal vez tarde décadas.

Si crece en una granja, consume leche sin pasteurizar y está expuesto a animales y a los microbios que acompañan ese entorno, resulta que eso lo protege bastante contra el asma y las alergias posteriores, siempre y cuando no esté en contacto directo con pesticidas que puedan eliminar el beneficio.

Esas exposiciones microbianas en la primea etapa de la vida son las que nuestros antepasados tuvieron para desarrollar un sistema inmunológico equilibrado y bien regulado. Si no hacemos eso, entonces podría exponerse a sufrir un estado proinflamatorio y la regulación de su inmunidad no será la correcta.

A medida que se desarrollan en conjunto, el microbioma debe tener alguna compatibilidad con el sistema inmunológico. Cuando se obtienen microbiomas extraños para un sistema inmunológico, el sistema inmunológico responde con una fuerte respuesta inflamatoria, por lo que se genera un autoataque».

Además del tracto vaginal, el bebé también recibe microbios valiosos a través del contacto piel a piel, incluyendo el contacto oral con el tejido mamario, así como de la leche materna. Por esa razón la lactancia materna es muy importante y puede generar un impacto en la salud de su hijo en el futuro. Como se mencionó antes, las exposiciones ambientales al suelo, a los alimentos y a los animales también desempeñan un papel muy importante.

Interacciones epigenéticas

Su microbioma también influye en la expresión epigenética de sus genes. Por ejemplo, Dietert cita el trabajo de Curtis Klaassen, ex presidente de la Sociedad de Toxicología y experto en metabolismo hepático, quien hace años cambió el enfoque hacia el metabolismo del microbioma, ya que en términos epigenéticos los microbios influyen en el metabolismo del hígado.

“Los microbios encuentran primero nuestra comida. Ellos se enfrentan primero a los químicos ambientales. Llegan primero a los medicamentos a través de la mayoría de las vías de administración y lo que hacen con ellos determina lo que recibe su cuerpo. Entonces, son nuestros guardianes y filtros para nuestra existencia ambiental.

Como resultado es importante saber qué es lo que sucede allí. Un ejemplo son las terapias contra el cáncer. La mayoría tiene que ser metabolizada por el microbioma. Si manejamos el microbioma de manera más efectiva, es muy probable que podamos aumentar la eficacia de esos medicamentos en muchos pacientes.

Creo que el Reino Unido dijo que tienen una efectividad del 50 %. Eso podría aumentar porque hemos ignorado el microbioma y su función, aunque estos medicamentos no funcionan a menos que sean metabolizados por el microbioma».

Cómo afecta su microbioma intestinal a la inmunosenescencia

Desde siempre se ha sabido que la glándula del timo es muy importante para el desarrollo del sistema inmunológico y, en las personas mayores, el deterioro del sistema inmunológico se relaciona con el deterioro del timo. La buena noticia es que esto se puede compensar al mejorar su microbioma intestinal. Dietert explica:

“El envejecimiento del sistema inmunológico depende de la alimentación. Por lo tanto, no tiene que aceptar el hecho de que solo hay un fin para el sistema inmunológico de una persona de 80 años, senescencia, respuestas más bajas a ciertos agentes de enfermedades infecciosas y mayor riesgo de autorreactividad. En realidad, no tiene que creer en eso, ya que la alimentación y el metabolismo microbiano influyen en todo».

Un factor que desempeña un papel importante en la destrucción de su microbioma intestinal es el uso de medicamentos. De acuerdo con Dietert, del 25 % al 50 % de todos los medicamentos, incluyendo los de venta libre, dañan su microbioma de alguna manera.

«Por ejemplo, este es solo un caso histórico: la digoxina, un medicamento para el corazón muy recomendado, se debe metabolizar por una especie bacteriana específica. Ahora, dependiendo del nivel que tenga en su intestino de esa especie, el medicamento puede ser ineficaz debido al nivel metabólico, puede ser efectivo o tóxico y matará al paciente.

Es un problema muy pequeño en términos de prescripción, aunque puede ser un medicamento muy eficaz. Una vez que se conoce eso y se sabe que es una bacteria específica la cual podría medirse y complementarse, el nivel podría cambiar o el nivel del medicamento podría cambiar».

Cuantos más medicamentos utilice, mayor será la degradación de su microbioma con el paso del tiempo. Cuando se combina con una alimentación deficiente termina con inmunosenescencia, que es el deterioro gradual de su sistema inmunológico, pero no es un hecho solo porque envejece.

«Como siempre, cuando se trata del sistema inmunológico y de la inflamación, es una cuestión de integridad del tejido y la cuestión de saber si provocó daño a algún órgano el cuál será difícil reparar», dice Dietert. «Debe hacer estas correcciones antes de perder por completo el buen funcionamiento debido al daño inflamatorio que se ocasionó por décadas».

Evite la exposición innecesaria a los antibióticos

Una estrategia simple que protegerá su microbioma es evitar los antibióticos. Aunque podrían ser necesarios para combatir una infección activa, la mayoría de los antibióticos a los que está expuesto provienen de los alimentos. Los animales criados en operaciones concentradas de alimentación de animal (CAFO, por sus siglas en inglés) se alimentan de forma rutinaria con antibióticos que consumimos al comer a ese animal.

Esa es una de las razones por las que apoyo y recomiendo consumir alimentos orgánicos, ya que a los animales criados de forma orgánica no reciben antibióticos a menos que en realidad estén enfermos. Los animales de las CAFO también son más propensos a portar bacterias resistentes a los antibióticos.

La pandemia de COVID-19 también incrementó el uso de productos antibacteriales. Las personas piensan que matan gérmenes dañinos, pero, en realidad, solo matan su sistema inmunológico. Como explica Dietert:

“Tiene que apoyar a todo su cuerpo y también a su sistema inmunológico. Por ejemplo, yo diría que el glifosato es un antimicrobiano. Primero, destruye los microbios del suelo, luego los microbios de las plantas y luego ingresa en los animales y en nosotros. Estamos expuestos de forma directa y a través de los alimentos.

Una vez más, es un producto que está muy extendido y es solo un ejemplo. Puede tomar los plastificantes, bisfenol-A y otros, donde estas cosas nunca se examinaron de forma correcta y nunca se prestó atención al microbioma. Ese es un gran error y debemos solucionarlo de inmediato.

Soy un gran defensor de la agricultura regenerativa. Considero que la gestión ecológica de los microbios y la diversidad de plantas, animales y nuestra producción de alimentos son fundamentales. Me gustaría señalar que el COVID-19 es una tormenta de citoquinas.

Es una respuesta inmunológica inadecuada del huésped que provoca una patología pulmonar y un mayor riesgo de muerte. Sin embargo, casi no se ha prestado atención a todos los factores que influyen en el sistema inmunológico, es decir, la inflamación y lo que se llama ‘resistencia a la colonización’”.

Resistencia a la colonización de patógenos

Como explicó Dietert, usted lleva el coronavirus en las vías respiratorias. La mayoría de las personas tiene algo de coronavirus en las vías respiratorias, pero si tiene un microbioma saludable, éste no causará ninguna enfermedad. Un microbioma saludable de las vías respiratorias se respalda y promueve por cosas como el ejercicio físico y pasar tiempo al aire libre donde la exposición a los rayos del sol optimizará su nivel de vitamina D.

«Es muy importante cultivar nuestros propios alimentos, salir al aire libre, visitar granjas de animales, exponerse a microbios de una manera saludable, incrementar nuestro nivel de vitamina D, cuidar nuestro sistema inmunológico y nuestra salud en general», dice.

«Cuanto más fuerte sea el microbioma, mejor será la resistencia a la colonización contra estos patógenos, incluyendo las infecciones bacterianas secundarias que surgirán al combinar cambios en el entorno pulmonar y en el estado proinflamatorio.

Deberíamos haber hecho eso desde el principio, pero, por desgracia, tenemos algunos científicos y burócratas que se concentraron en una sola cosa y, en mi opinión, no fue en la salud humana».

Solo como un ejemplo de cómo las bacterias saludables pueden prevenir la infección, el Lactobacillus acidophilus ha demostrado bloquear la infección por salmonela que se propaga en las aves de corral. A principios de la década de los 90, las intervenciones probióticas salvaron a la industria avícola que tenía un problema masivo de salmonela, pero nunca se dio a conocer nada sobre eso.

“Creo que esto demuestra que necesitamos controlar la forma en que producimos nuestros alimentos. Necesitamos reconocer los beneficios de muchos suplementos. En realidad, creo que eso es lo que nos ayudará a salir de la rutina de la polifarmacia en la que nos encontramos».

Es un ejemplo de inhibición competitiva y funciona de la misma manera en el cuerpo humano. De acuerdo con Dietert, tan solo 15 bacterias beneficiosas pueden combatir una bacteria de la salmonela y de esa forma evitan que se multiplique sin control y que causen enfermedades.

Por lo tanto, si tiene una gran diversidad de bacterias beneficiosas en su intestino, puede bloquear las infecciones a pesar de estar expuesto a patógenos peligrosos. Comprenda que la composición de su microbioma también desempeñará un papel importante en qué tan bien puede manejar las «trampas» alimenticias o la indulgencia ocasional de la comida chatarra. Como señaló Dietert:

“Si tiene un microbioma fuerte, es probable que sea más resistente a un fin de semana donde solo come comida chatarra. Si es una persona con disbiosis o un microbioma débil debido a afecciones crónicas, polifarmacia o exposición al glifosato, entonces es probable que sea vulnerable a otros cambios.”

Del intestino al cerebro

Las bacterias beneficiosas protegen su salud por medio de la producción de butirato y mucina, la capa mucosa que protege el intestino. Los microbios intestinales también producen péptidos neuroactivos y neurotransmisores. Se ha desarrollado todo un campo llamado psicobióticos que se enfoca en el uso de bacterias para la salud neurológica y mental.

Por ejemplo, ciertas especies y cepas bacterianas producirán serotonina. Otras producen dopamina. Algunas producen GABA o acetilcolina. Aunque la mayoría de los neurotransmisores que se producen en el intestino no pueden penetrar la barrera hematoencefálica y, por lo tanto, no incrementarán los niveles en el cerebro de forma directa, aún tienen un efecto indirecto y medible, dice Dietert.

Cómo abordar el intestino permeable

La mayoría de los médicos convencionales reconocen el intestino permeable como una afección que contribuye a otras patologías y enfermedades crónicas. Una estrategia importante para abordar el intestino permeable es optimizar su nivel de vitamina D, ya que ayuda a regular su sistema inmunológico innato e incrementa la capacidad de su cuerpo para reparar el daño de las células epiteliales y los daños en la barrera intestinal.

Dietert también recomienda complementar con especies de bacterias clave como el género Akkermansia, que participa en la regulación de la mucina. Solo existe un par de bacterias que hacen eso. Él enfatiza que, aunque la vitamina D es importante para la reparación intestinal, también se necesitan bacterias para ayudar a mantener la capa de mucina, ya que eso es lo que evita que las bacterias y partículas inflamatorias se filtren a través de la barrera intestinal.

El bicarbonato de sodio o el bicarbonato de potasio también pueden ser muy eficaces. Prefiero el bicarbonato de potasio porque la mayoría de nosotros tiene exceso de sodio y no la cantidad suficiente potasio. Yo tomo media cucharadita de bicarbonato de potasio tres veces al día. Utilizo un pH urinario para conocer y ajustar mi dosis. El pH de su orina debe ser de casi 7, ya que eso se considera como un nivel neutral. Esto también ayudará a prevenir que se filtren minerales de sus huesos.

Su salud comienza en su intestino

Para terminar, Dietert nos recuerda y nos invita a «hacer cosas que apoyen a todo su cuerpo, cosas que apoyen a su sistema inmunológico, incluso cuando esté enfocado en una enfermedad específica o un patógeno específico». La razón para hacer esto es porque todo está conectado.

«Ahora nos damos cuenta de que el límite entre las enfermedades infecciosas o transmisibles y las enfermedades no transmisibles podría no ser tan rígido como pensábamos», dice Dietert.

“Las personas han demostrado que si instalan el microbio incorrecto en su microbioma intestinal, uno que sea disfuncional y débil, pueden tener un riesgo mayor de sufrir enfermedades crónicas o no transmisibles muy específicas.

Nunca pensamos que ese fuera el caso, pero, en los últimos años se ha demostrado que [las enfermedades crónicas] tienen relación en como manejamos los microbios. Entonces, comprender su cuerpo, su genética y aprovecharlo, puede ayudarle a estar sano de manera natural».

Los alimentos procesados conducen al cáncer y a la muerte prematura

Por Dr. Joseph Mercola, Mercola, 26 de enero del 2021.

HISTORIA EN BREVE

  • En la actualidad, 18.5 % de los niños y casi el 40 % de los adultos padecen obesidad, no solo sobrepeso. La investigación ha vinculado el aumento de la circunferencia de la cintura con los alimentos procesados, sodas y regímenes alimenticios con alto contenido de carbohidratos
  • Por cada 10 % de incremento en el consumo de alimentos ultraprocesados, su riesgo de muerte aumenta un 14 %; los principales factores que impulsan el aumento de la tasa de mortalidad son las enfermedades crónicas, tales como las enfermedades cardíacas y el cáncer
  • Mientras que 6 de los 12 tipos de cáncer asociados con la obesidad están en aumento, solo 2 de los 18 cánceres que no se relacionan con la obesidad han aumentado. Las tasas de cáncer relacionado con la obesidad se están incrementando a un ritmo mucho más pronunciado entre los ‘mileniales’ que entre los ‘baby boomers’
  • Aquellos que comen más alimentos ultraprocesados tienen tasas más altas de obesidad, problemas cardíacos, diabetes y cáncer. Cada aumento del 10 % en el consumo de alimentos ultraprocesados elevó las tasas de cáncer en un 12 %
  • El bajo consumo de frutas, vegetales, frutos secos, semillas y omega-3 de origen animal, junto con el consumo excesivo de alimentos procesados y bebidas azucaradas son los factores responsables de más del 45 % de todas las muertes cardiometabólicas

La lucha contra el aumento de peso y la obesidad es un problema de salud común y costoso, que conlleva un aumento en el riesgo de padecer enfermedades cardíacas, diabetes tipo 2 y cáncer, por solo mencionar algunas.

Según la información más reciente que hay disponible, actualmente en los Estados Unidos, el 18.5 % de los niños y casi el 40 % de los adultos padece obesidad, no solo sobrepeso. Eso es un aumento importante con respecto a las tasas de 1999/2000, cuando poco menos del 14 % de los niños y 30.5 % de los adultos presentaban obesidad.

La investigación ha vinculado el aumento de la circunferencia de la cintura con los alimentos procesados, sodas y regímenes alimenticios con alto contenido de carbohidratos. Los riesgos relacionados con la grasa abdominal en los adultos mayores incluyen un riesgo elevado de enfermedad cardiovascular y cáncer.

Los investigadores en realidad predijeron que la obesidad superará al hábito de fumar como una de las principales causas de muerte por cáncer, mientras que las estadísticas recientes sugieren que seguir por este camino nos llevará a ser testigos de esa predicción, ya que la obesidad entre nuestros jóvenes está provocando un fuerte aumento en el cáncer relacionado con la obesidad en edades cada vez más tempranas.

Los ‘mileniales’ son más propensos a desarrollar cáncer relacionado con la obesidad

A medida que aumentan las tasas de obesidad, también se incrementan los problemas de salud relacionados, incluido el cáncer. Según un informe sobre la tasa mundial de cáncer, que fue publicado en el año 2014, la obesidad ya es responsable de unos 500 000 casos de cáncer por año a nivel mundial y es probable que ese número aumente en las próximas décadas.

Como se informó en un reciente estudio publicado en The Lancet y que fue realizado por la Sociedad Americana Contra El Cáncer, las tasas de cáncer relacionado con la obesidad están aumentando a un ritmo mucho más pronunciado entre los ‘mileniales’ que entre los ‘baby boomers’.

Según los autores, este es el primer estudio que examina sistemáticamente la tendencia de los tipos de cáncer relacionados con la obesidad en los jóvenes de los Estados Unidos.

Además, mientras que 6 de los 12 tipos de cáncer relacionados con la obesidad (de endometrio, vesícula biliar, riñón, páncreas y mieloma múltiple) están en aumento, solo 2 de los 18 cánceres que no se relacionan con la obesidad han aumentado. Como se señala en el comunicado de prensa:

“En los últimos 40 años, la epidemia de obesidad ha llevado a las generaciones más jóvenes a estar expuestos de forma más temprana y duradera al exceso de adiposidad a lo largo de sus vidas en comparación con las generaciones anteriores.

El exceso de peso corporal es un carcinógeno conocido, se asocia con más de una docena de tipos de cáncer y se sospecha que es un factor en varios otros…

El equipo de investigación dirigido por Hyuna Sung, Ph. D., analizó 20 años (1995-2014) de datos sobre la incidencia de 30 tipos de cáncer… que representan al 67 % de la población de los Estados Unidos…

La incidencia aumentó en 6 de los 12 cánceres relacionados con la obesidad en los adultos jóvenes y grupos de nacimiento sucesivamente más jóvenes.

Por ejemplo, en los ‘mileniales’ el riesgo de cáncer colorrectal, cavidad uterina [endometrio], páncreas y vesícula biliar es aproximadamente el doble de la tasa que presentaban los ‘baby boomers’ a la misma edad…

‘Aunque el riesgo absoluto de estos tipos de cáncer es pequeño en los adultos más jóvenes, estos hallazgos tienen importantes implicaciones para la salud pública’, dijo Ahmedin Jemal, DVM, Ph. D., científico y vicepresidente de vigilancia e investigación de servicios de salud, y autor principal/correspondiente del artículo.

‘Debido al gran aumento en la prevalencia del sobrepeso y la obesidad entre los jóvenes, así como el incremento en el riesgo de desarrollar cáncer relacionado con la obesidad en los grupos contemporáneos de nacimiento, la futura proporción de estos tipos de cáncer podría empeorar a medida que envejezcan los grupos más jóvenes, lo que podría detener o revertir el progreso alcanzado en la reducción de la mortalidad por cáncer de las últimas décadas.

Con frecuencia, la tendencia en el desarrollo de cáncer en adultos jóvenes sirve como una pista sobre la futura tasa de la enfermedad en los adultos mayores, entre quienes se observa la mayor cantidad de casos de cáncer'».

Los cambios en la alimentación promueven la epidemia de obesidad

En repetidas ocasiones los estudios han demostrado que cuando las personas cambian de una alimentación tradicional a base de alimentos enteros a una a base de alimentos procesados (que son altos en harina refinada, azúcar procesada y aceites vegetales dañinos), inevitablemente se producen las enfermedades en consecuencia.

A continuación, se presentan algunas estadísticas reveladoras.

En los últimos 200 años, el consumo de azúcar aumentó de 2 a 152 libras por año. Mientras que al mismo tiempo se recomienda a las personas de los Estados Unidos obtener solo el 10 % de sus calorías a partir del azúcar, lo que equivale aproximadamente a 13 cucharaditas diarias en una alimentación de 2000 calorías, el consumo promedio es de 42.5 cucharaditas por día.Es importante considerar que un objetivo del 10 % es casi imposible de lograr en una alimentación a base de alimentos procesados. La investigación demuestra que solo el 7.5 % de la población de los Estados Unidos realmente cumplen con las recomendaciones alimenticias de la nación, de obtener un máximo del 10 % de sus calorías diarias a partir de los azúcares.
Para quemar las calorías de una lata de soda de 12 onzas, tendría que caminar por 35 minutos a un paso rápido. Para quemar las calorías de una rebanada de pie de manzana necesitaría caminar durante 75 minutos.
El consumo de sodas y jugos de frutas es particularmente dañino, según demuestran los estudios, lo que aumenta en un 60 % el riesgo de obesidad de los niños por porción diaria.Las investigaciones también han demostrado que los tipos de alimentación altos en carbohidratos en general son igual de riesgosas que el tabaquismo, el cual aumenta hasta en un 49 % el riesgo de cáncer pulmón.
Entre 1970 y 2009, el consumo diario de calorías aumentó en promedio 425 calorías, un incremento del 20 % de acuerdo con Stephan Guyenet, Ph. D., quien estudia la neurociencia de la obesidad.Este aumento está impulsado en gran medida por el aumento en el consumo de azúcar y alimentos procesados, además de la publicidad cotidiana sobre comida chatarra dirigida a los niños.Para atraer clientes y competir con otros restaurantes, las compañías suelen agregar sal, azúcar, grasas y sustancias químicas de sabor para abrir el apetito.Por desgracia, resulta que los aditivos y productos químicos que se añaden en el proceso matan a las bacterias intestinales beneficiosas, lo que exacerba aún más los problemas provocados por una alimentación a base de productos procesados.De acuerdo con el profesor de epidemiología Tim Spector, incluso consumir una cantidad relativamente pequeña de ingredientes altamente procesados es tóxico para su microbioma intestinal, el cual comienza a morir solo unos días después de llevar una alimentación fuerte a base de comida rápida, lo que sugiere que es posible que el exceso de calorías de la comida rápida no sea el único factor responsable del aumento de peso.
Los aceites vegetales procesados, que son ricos en grasas dañadas omega-6, son otro factor importante en los procesos crónicos de enfermedad.Además del azúcar, los aceites vegetales son un ingrediente básico en los alimentos procesados, lo cual es otra razón por la que consumir alimentos procesados se asocia con tasas más altas de enfermedades cardíacas y otras afecciones.El aceite de soya, que es la grasa más consumida en los Estados Unidos, también ha demostrado tener un papel importante en la obesidad y diabetes, en realidad regula los genes involucrados en la obesidad. Sorprendentemente, se encontró que el aceite de soya es más obesogénico que la fructosa.
«Los alimentos ultraprocesados hacen que consuma calorías en exceso y aumente de peso», concluye una investigación reciente, que demuestra que cuando se permite que las personas consuman la cantidad de alimentos ultraprocesados o no procesados que deseen, su consumo de energía es mucho mayor al consumir alimentos procesados.En solo dos semanas, los participantes aumentaron entre 0.3 y 0.8 kilos al consumir alimentos ultraprocesados y perdieron de 0.3 a 1.1 kilos al consumir alimentos sin procesar.

Las enfermedades crónicas son tan prevalentes como los alimentos ultraprocesados

Por desgracia, las personas en los Estados Unidos no solo consumen más alimentos procesados, sino que el 60 % de su comida son productos ultraprocesados; aquellos alimentos que se encuentran en el extremo más alejado del espectro «considerablemente modificado», que es lo que normalmente compra en el minisúper de una gasolinera.

El mundo desarrollado en general consume cantidades importantes de alimentos procesados y las estadísticas de enfermedades revelan la locura inherente de esta tendencia. En realidad, no cabe duda de que disminuir su consumo de azúcar encabeza la lista de lo que debe hacer si tiene sobrepeso, es resistente a la insulina o padece cualquier enfermedad crónica.

Se ha estimado que hasta el 40 % de los gastos de atención de la salud en los Estados Unidos se destina a enfermedades directamente relacionadas con el consumo excesivo de azúcar. En los Estados Unidos, más de 1000 millones de dólares son empleados anualmente para abordar enfermedades relacionadas con el azúcar y la comida chatarra.

Recordemos que se considera procesado cualquier producto que no sea un alimento entero proveniente directamente de la viña, el suelo, arbusto o árbol. Dependiendo de qué tantas modificaciones sufra el alimento, su procesamiento podría ser mínimo o significativo.

Por ejemplo, la fruta congelada se suele procesar muy poco, mientras que las comidas preparadas como pizza, refrescos, papas fritas y productos para microondas son alimentos ultraprocesados.

La diferencia en la cantidad de azúcar entre los alimentos ultraprocesados y los mínimamente procesados es enorme. La investigación ha demostrado que cerca del 2 % de las calorías en los alimentos procesados proviene del azúcar, mientras que los alimentos que no son procesados no contienen azúcar refinada ni añadida.

En un estudio transversal con información de la Encuesta Nacional de Examen de Salud y Nutrición que incluyó a más de 9000 participantes, los investigadores concluyeron que «Reducir el consumo de alimentos ultraprocesados podría ser una forma efectiva de disminuir el consumo excesivo de azúcar añadida en los Estados Unidos».

Definición de los alimentos ultraprocesados

Como regla general, los alimentos ultraprocesados se pueden definir como productos alimenticios que contienen uno o más de lo siguientes:

Ingredientes que tradicionalmente no son utilizados en la cocina.
Grandes cantidades de azúcar, sal, aceites industriales procesados y grasas no saludables que los alimentos no contienen de manera natural.
Sabores, colorantes, endulzantes y otros aditivos artificiales que imitan las cualidades sensoriales de los alimentos sin procesar o mínimamente procesados (los ejemplos incluyen aditivos que crean texturas y una textura agradable para la boca).
Elementos que favorecen el procesamiento tales como la carbonatación, agentes de glaseado, espesantes, incrementadores del volumen o antivolúmen, antiespumantes, antiaglutinantes, emulsionantes, secuestrantes y humectantes.
Conservadores y productos químicos que otorgan una vida útil anormalmente extensa.
Los ingredientes transgénicos, que además de conllevar posibles riesgos también tienden a estar muy contaminados con herbicidas tóxicos como el glifosato, 2,4-D y dicamba.

Como se describe en el Sistema NOVA de clasificación de alimentos: «Se utiliza una gran cantidad de secuencias de procesos para combinar los muchos ingredientes y crear el producto final (de ahí su definición de ‘ultraprocesados’)». Los ejemplos incluyen hidrogenación, hidrolización, extrusión, moldeo y preprocesamiento para freír.

Los alimentos ultraprocesados también tienden a ser mucho más adictivos que otros productos, gracias a las altas cantidades de azúcar (que se ha demostrado que es más adictiva que la cocaína), sal y grasa.

La industria de los alimentos procesados también ha desarrollado el «craveabilty» (hacer un producto más antojable) como una forma de arte. No se deja nada al azar y al hacer que sus alimentos sean adictivos, los fabricantes se aseguran de que el consumidor vuelva a comprar su producto.

Una alimentación a base de productos procesados se asocia a la muerte prematura

En noticias relacionadas, investigaciones recientes que involucran a más de 44 000 personas que han sido monitoreadas durante siete años, advierten que los alimentos ultraprocesados aumentan el riesgo de muerte prematura.

El equipo francés observó la proporción alimenticia que estaba compuesta por alimentos ultraprocesados en cada persona y descubrió que por cada aumento del 10 % en el consumo de alimentos ultraprocesados, el riesgo de muerte aumentó 14 %.

Este vínculo se mantuvo incluso después de tomar en cuenta factores de interferencia como el tabaquismo, obesidad y bajo nivel educativo. Como era de esperar, los principales factores que impulsaron el aumento de la tasa de mortalidad fueron las enfermedades crónicas, tales como las enfermedades cardíacas y el cáncer.

Nita Forouhi, profesora de la Unidad de Epidemiología MRC en la Universidad de Cambridge, quien no fue parte del estudio, dijo para The Guardian:

«Cada vez son más los argumentos en contra de los alimentos altamente procesados y este estudio aporta información importante a un cuerpo de evidencia en aumento acerca de los daños para la salud de los alimentos ultraprocesados… Ignorar estos hallazgos pondría en riesgo la salud pública.

La moraleja vital es que el consumo de alimentos altamente procesados refleja las desigualdades sociales: personas que viven solas, perciben bajos ingresos o que tienen menores niveles de educación, consumen de manera desproporcionada más de estos alimentos.

Dichos alimentos son atractivos porque tienden a ser más baratos, muy apetecibles debido a su alto contenido de azúcar, sal y grasas saturadas, están ampliamente disponibles, son muy publicitados, están listos para comer y sus fechas de caducidad son extensas, por lo que duran más. Hace falta hacer más para abordar estas desigualdades».

Los alimentos ultraprocesados se asocian con el cáncer

Otro estudio francés publicado el año pasado también encontró que quienes comen más alimentos ultraprocesados tienen índices más altos de obesidad, problemas cardíacos, diabetes y cáncer. El estudio, que incluyó a cerca de 105 000 personas, en su mayoría mujeres de mediana edad, monitoreó a los participantes durante un promedio de cinco años.

En promedio, el 18 % de su alimentación fue a base de productos ultraprocesados y los resultados demostraron que cada aumento del 10 % en la cantidad de alimentos ultraprocesados elevó en 12 % la tasa de cáncer, lo que resultó en nueve casos adicionales de cáncer por cada 10 000 personas al año.

El riesgo de cáncer de mama aumentó de forma específica un 11 % por cada aumento del 10 % en el consumo de alimentos ultraprocesados. Las bebidas azucaradas, alimentos grasosos y las salsas, fueron los alimentos más relacionados con el cáncer en general, mientras que los alimentos azucarados presentaron la correlación más fuerte respecto al cáncer de mama.

De acuerdo con los autores, «Estos resultados sugieren que el rápido aumento del consumo de alimentos ultraprocesados podría generar una tasa de cáncer cada vez mayor en las próximas décadas». Dijo la coautora del estudio Mathilde Touvier para CNN:

«La contundencia de los resultados fue bastante sorprendente. Se asociaron de manera bastante fuerte, hicimos muchos análisis detallados y ajustamos los hallazgos con muchos cofactores, y aun así, los resultados obtenidos fueron bastante preocupantes».

Su alimentación es un factor clave que determina su salud y longevidad

Una investigación publicada en el año 2017 relacionó la mala alimentación con un mayor riesgo de mortalidad cardiometabólica (muerte por diabetes tipo 2, enfermedades cardíacas y derrame cerebral).

Según los autores, el bajo consumo de frutas, vegetales, frutos secos, semillas y omega-3 de origen animal, junto con el consumo excesivo de alimentos procesados tales como carnes y bebidas azucaradas fueron los factores responsables de más del 45 % de todas las muertes cardiometabólicas que ocurrieron en el 2012.

Es decir, mientras más alimentos procesados y menos alimentos enteros consuma, mayor será su riesgo de padecer enfermedades crónicas.

Otra investigación publicada ese mismo año encontró que comer papas fritas (como papas a la francesa, papas salteadas hash brown y chips) dos o más veces a la semana podría duplicar su riesgo de muerte por todas las causas.

Comer papas que no han sido fritas no tuvo relación alguna en el riesgo de mortalidad, lo que sugiere que el proceso de freírlas, y muy probablemente el tipo de aceite, es el principal problema.

En el año 2013, en una presentación del Dr. Carlos Monteiro (profesor de nutrición y salud pública de la Universidad de Sao Paulo, Brasil) durante la Conferencia Ministerial Europea sobre la Nutrición y las Enfermedades No Transmisibles, destacó la importancia de crear “políticas dirigidas a la reformulación de los alimentos procesados” y de limitar la exposición de los niños a la publicidad sobre comida chatarra, para hacer frente al aumento de las enfermedades no transmisibles relacionadas con la alimentación.

Desde mi punto de vista, llevar una alimentación que consista en un 90 % de alimentos reales y solo un 10 % o menos de alimentos procesados es un objetivo viable para la mayoría, el cual podría marcar una diferencia significativa en su peso y salud en general. Solo necesita comprometerse con ello y darle mucha prioridad.

Para comenzar, considere las siguientes recomendaciones:

Enfóquese en consumir alimentos crudos y frescos, al igual que evite los alimentos procesados tanto como le sea posible (si viene en una lata, botella o paquete, y tiene una lista de ingredientes, entonces es un alimento procesado).
Limite estrictamente su consumo de carbohidratos provenientes de azúcares refinados, fructosa y granos procesados.
Consuma una mayor cantidad de grasas saludables. (Obtener grasas de su alimentación no es lo que le hace aumentar de peso; sino más bien, el azúcar/fructosa y los granos).
Puede comer una cantidad ilimitada de vegetales sin almidón. Ya que son muy bajos en calorías, la mayoría de los alimentos que consume deberían ser vegetales.
Límite su consumo de proteínas a una cantidad inferior a 0.5 gramos por libra de peso corporal magro.
Reemplace las sodas y otras bebidas endulzadas por agua pura y filtrada.
Compre productos que se encuentran alrededor del perímetro del supermercado donde está la mayoría de los alimentos enteros como carne, frutas, vegetales, huevos y queso. No todo lo que rodea el perímetro es saludable, pero de esta manera evitará muchos de los alimentos ultraprocesados.
Varíe los alimentos enteros que compra y la forma en que los consume. Por ejemplo, las zanahorias y pimientos se disfrutan con hummus. Obtiene el vegetal crujiente y la suave textura del hummus para satisfacer a su gusto, cerebro y salud física.
El estrés crea un antojo físico por las grasas y el azúcar, que podría conducir a un comportamiento adictivo de comer por estrés. Si puede reconocer cuándo está estresado y encuentra otra forma de aliviar la sensación, es probable que mejore sus hábitos alimenticios.La Técnica de Libertad Emocional (EFT, por sus siglas en inglés) puede ayudar a reducir el estrés que percibe, cambiar sus hábitos alimenticios en torno al estrés, así como ayudarle a crear nuevos hábitos alimenticios más saludables que favorezcan su salud a largo plazo.Para descubrir más sobre la EFT, cómo practicarla y cómo puede ayudarle a reducir su estrés y desarrollar nuevos hábitos, consulte mi artículo anterior, «La EFT es una herramienta efectiva para la ansiedad«

Las empresas de tecnología condenan la libertad de expresión

Por Dr. Joseph Mercola, Mercola, 24 de enero del 2021.

HISTORIA EN BREVE

  • En los últimos días y semanas hemos observado una mayor censura en Internet. Las plataformas descentralizadas serán la única solución para eliminar la censura
  • En lo que parece ser un ataque coordinado, Google, Apple y Amazon destruyeron a Parler, un competidor principal de Twitter y Facebook, al quitarlo de las tiendas de aplicaciones. Todos los proveedores de Parler, desde servicios de mensajería, proveedores de correo electrónico hasta abogados, también cancelaron sus contratos
  • El congresista Devin Nunes, del estado de California, está solicitando una investigación sobre las grandes compañías tecnológicas, al decir que la suspensión de Parler por parte de Amazon, Apple y Google «infringe las leyes antimonopolio, así como los derechos civiles y la Ley de Organizaciones Corruptas e Influenciadas por Actividades Ilegales (RICO, por sus siglas en inglés)»

En los últimos días y semanas hemos observado una mayor censura en Internet. Como señaló Coindesk.com, es muy evidente la necesidad de una web descentralizada y ahora es el momento de hacerlo:

“Así como bitcoin redistribuyó el poder del sistema financiero en favor del efectivo electrónico, la siguiente generación de Internet apunta a redistribuir el poder de las grandes compañías tecnológicas como Google y Facebook a personas que poseen y controlan sus propios datos.

Para lograr este objetivo, se deben realizar cambios en la estructura del Internet. Por fortuna, el ritmo del progreso se está acelerando en tres componentes fundamentales: almacenamiento, denominación y base de datos.

Es obvio que el 2020 será recordado por la gran cantidad de dolor y sufrimiento que padecieron millones de personas en todo el mundo. Sin embargo, a lo largo de la historia, momentos como estos suelen ir acompañados de grandes períodos de innovación y creatividad.

Es a través de esta perspectiva que vemos un mundo donde la red descentralizada se convierte en una red con justicia, libertad y soberanía. Como se demostró el año pasado, muchas personas brillantes están trabajando para hacer realidad este sueño”.

Se están preparando avances importantes

El artículo de Coindesk señala que el movimiento hacia la descentralización ha sido rápido, e incluye una gran lista de desarrollos. Incluso se están realizando cambios en las funciones del Sistema de nombres de dominio (DNS, por sus siglas en inglés). ¿Por qué descentralizar el DNS? Como lo menciona el artículo presentado:

“Dentro del sistema actual, la conclusión es que todo se puede borrar de Internet en cualquier momento, por cualquier motivo o persona con suficiente poder. El DNS descentralizado hace que sea imposible detener el acceso a la web y ofrece una propiedad real sobre las identidades digitales, canales de comunicación y medios de comercio».

Un servicio de DNS descentralizado es UnstoppableDomains.com, que utiliza tecnología blockchain. Descubrí este sitio a principios del año pasado, por lo que compramos el dominio mercola.crypto que esperamos tener disponible a finales de este año.

Además, ahora estoy en el proceso de contactar al fundador de Signal, Moxie Marlinspike, la cual es la mejor plataforma descentralizada que existe, para elaborar una estrategia sobre cómo crear una plataforma para Parler.

Al confirmar la validez de este enfoque, uno de mis analistas de criptografía favoritos es Anthony Pompliano. En una publicación del 11 de enero de 2021, señala que es importante desarrollar todo para la web descentralizada.

“No se puede confiar en AWS de Amazon. Es necesario que haya un moderador entre Amazon, Google y Microsoft al mismo tiempo para mejorar la resiliencia de lo que está construyendo». Explica Pompliano.

“Las compañías privadas pueden hacer lo que quieran. Y nos lo recuerdan. Pero al hacerlo, también les recuerdan a las millones de personas que puede existir un mundo mejor. Un mundo en el que ninguna persona u organización pueda dictaminar la información que recibimos.

Ninguna persona u organización puede elegir quién obtiene más atención y quién no. Despojaron al usuario del poder de elección que está siendo monopolizado por los creadores de la plataforma. Las grandes compañías de tecnología se están convirtiendo en los malos. Esto dará lugar a nuevas competencias.

Es la era de la tecnología. Si no puede influir en el statu quo, solo es necesario interrumpirlo. Y creo que eso es lo que necesitamos en este momento. Podemos aprovechar la tecnología para recuperar el poder de los monopolios y permitir que las personas tengan poder de elección».

El ataque en contra de Parler muestra la necesidad de la descentralización

Está claro que muchos están de acuerdo en que es necesario desarrollar una web descentralizada, en la que monopolios como Google, Facebook, Twitter y YouTube no puedan gobernar. Las alternativas no se pueden crear tan rápido.

Aunque las grandes compañías tecnológicas han hecho caso omiso de las acusaciones al decir que dan la bienvenida a la competencia, en los últimos días han demostrado que esto no es verdad.

En lo que parece ser un ataque coordinado, Google, Apple y Amazon destruyeron a Parler, un competidor principal de Twitter y Facebook, al excluirlo de las tiendas de aplicaciones.

El 10 de enero de 2021, el director ejecutivo de Parler, John Matze, anunció que la compañía había sido «excluida por casi todas sus alianzas comerciales después de que Amazon, Apple y Google terminaran sus acuerdos. Todos los proveedores nos abandonaron, desde servicios de mensajería hasta proveedores de correo electrónico y abogados».

Al discutir la reciente depuración de las redes sociales y la destrucción de Parler, Glenn Greenwald explica lo siguiente:

“Gran parte de este apoyo para destruir a Parler se basa en la ignorancia sobre dicha plataforma y sobre los principios básicos de la libertad de expresión. El diseño de la plataforma está destinado a fomentar la privacidad y la libertad de expresión, no una ideología en particular.

Minimizan la cantidad de datos que recopilan sobre los usuarios para evitar la monetización de los anunciantes o los algoritmos. A diferencia de Facebook y Twitter, no evalúan las preferencias de un usuario para decidir qué deben ver.

Por supuesto, una gran cantidad de partidarios de Trump terminaron en Parler. Eso no se debe a que Parler sea un medio que apoye a Trump, sino a que se encuentran entre las personas que fueron censuradas por los monopolios o que estaban tan enojadas por la censura como para buscar otra plataforma.

Es cierto que es posible encontrar publicaciones en Parler que abogan por la violencia o que son grotescas. Pero eso también es cierto en el caso de Facebook, YouTube, propiedad de Google y Twitter».

Greenwald es uno de mis periodistas favoritos. Su brillante y profunda comprensión de la destrucción tiránica que está ocurriendo es una perspectiva importante que ampliará la perspectiva a lo que está sucediendo en el mundo.

Glenn abandonó la editorial que fundó (The Intercept), porque lo censuraron. Este es un hombre íntegro, comprometido con los principios éticos.

Los estándares que no se aplican a las grandes compañías tecnológicas se aplican a la competencia

La justificación dada por Google, Apple y Amazon sobre esto fue que Parler tenía «el potencial de difundir contenido violento» y se había negado a censurar a los usuarios además de eliminar publicaciones que violaran sus términos de servicio declarados.

Sin embargo, ¿es posible afirmar que otras plataformas de redes sociales o de servicios de telecomunicaciones no han difundido contenido violento?

Todos los servicios de comunicaciones tienen la capacidad de transportar este tipo de información. Es inevitable ver cómo algunas personas usarán un servicio u otro para comunicar malas intenciones. Ya casi no se usan palomas mensajeras o anuncios.

De acuerdo con Vision Times, Apple le dijo a Parler que es «responsable de todo el contenido generado por el usuario en su servicio y de garantizar que este contenido cumpla con los requisitos de la App Store para la seguridad y protección de las personas». En respuesta, Matze declaró lo siguiente:

“Al parecer, consideran que Parler es responsable de TODO el contenido que generan los usuarios. Con esta misma lógica, Apple debe ser responsable de TODAS las acciones realizadas por sus teléfonos.

Apple es responsable de cada coche bomba, cada conversación ilegal, cada crimen documentado en un iPhone». Al añadir que «Los estándares que no se aplican a Twitter, Facebook o incluso a Apple, se aplican a Parler».

De hecho, los delitos ocurren en las grandes plataformas todos los días. El artículo de ABC News del 5 de abril de 2018 “Mayhem and Murder: 10 Most Shocking Facebook Live Moments Ever” detalla algunos de los más impresionantes.

En el año 2012, The Guardian informó que los reportes sobre delitos relacionados con las redes sociales habían aumentado hasta un 780 % en cuatro años. Los datos de la policía británica demostraron que en 2012 se cometieron 4908 delitos en los que Facebook o Twitter estuvieron involucrados. De acuerdo con un artículo del 4 de junio de 2012 en Mail Online, 12 300 casos de delitos se relacionaron con Facebook, mientras que un delito ocurría en la plataforma cada 40 minutos.

Informes de 2014 y 2015 señalaron que la cifra de delitos relacionados con Facebook y Twitter seguía aumentando, incluyendo delitos sexuales, acoso y amenazas de muerte.

Por supuesto, está relacionado a algo mucho mayor cuando hablamos sobre el uso que hacen las agencias de inteligencia sobre los servicios tecnológicos. La CIA, que tiene un historial de abusos de control mental y de programas de asesinatos secretos, utiliza los servicios de Amazon, Microsoft, Google, Oracle e IBM.

¿Estas compañías están asumiendo la responsabilidad de las atrocidades cometidas por la CIA, como los ataques con drones en Pakistán que causaron indignación en el 2012? ¿Amazon se responsabiliza de las acciones de DARPA, ya que les proporciona servicios con su nube?

Parler se niega a censurar los derechos constitucionales

Matze también señaló que la acusación de que Parler debe ser responsable de la violencia del 6 de enero de 2021 en Washington, DC, es falsa por diferentes razones. En primer lugar, Parler no tiene una función que permita la organización de las personas. De hecho, los grupos de Facebook se utilizaron para planificar esa y otras protestas violentas.

En segundo lugar, las protestas pacíficas están protegidas por la Constitución de los Estados Unidos y, por lo tanto, no sería legal bloquear la planificación de tales eventos. Las personas influenciadas convirtieron lo que fue una protesta pacífica en un motín. Por cierto, lo mismo sucedió durante muchas protestas del movimiento Black Lives Matter que sucedieron durante el 2020 y que fueron minimizadas como una cuestión de derechos civiles.

En respuesta a la prohibición de Parler, el congresista Devin Nunes, del estado de California, está solicitando una investigación sobre las grandes compañías tecnológicas, diciendo que la suspensión de Parler por parte de Amazon, Apple y Google «infringe las leyes antimonopolio, así como los derechos civiles y la Ley de Organizaciones Corruptas e Influenciadas por Actividades Ilegales (RICO, por sus siglas en inglés)»

De acuerdo con un informe de octubre de 2020 del Subcomité Judicial de la Cámara sobre Derecho Antimonopolio, Comercial y Administrativo de los Estados Unidos, Amazon, Apple, Facebook y Google tienen el poder para destruir a su competencia.

Usted es próximo blanco

Aunque al parecer muchos están atrapados en la satisfacción malévola del momento, la censura no se limitará a ciertos grupos sociales. Hace años, advertí que la censura no se limitaría únicamente a sitios de salud alternativos como este. Luego advertí que no se aceptaría cuestionar la seguridad de las vacunas y sucedió así.

En 2020, las discusiones sobre ciertos tratamientos médicos para el COVID-19, la sensibilidad del uso de cubrebocas y el origen del virus se convirtieron en objetivos de censura y desplazamiento. Luego vino la prohibición de criticar las protestas que se tornan violentas. Ahora, un partido político está siendo silenciado.

No se equivoque. En algún momento, todos seremos atacados. El discurso aceptable se reducirá hasta que todos tengan algo que perder al expresar una opinión. Es inevitable, por lo que apoyar la censura es poco aconsejable.

Cómo navegar en internet de manera segura

Entonces, mientras espera un Internet sin censura, ¿qué se puede hacer para proteger la privacidad y la libertad de expresión? Estas son algunas sugerencias:

Utilice alternativas que fomenten la libertad de expresión como Gab, MeWe, Minds y Parler, en lugar de Facebook y Twitter.
Utilice alternativas sin censura como Bitchute, Brighteon, Banned.video y Thinkspot, en lugar de Youtube.
Descargue la aplicación Signal o Telegram para cifrar sus mensajes de texto. Telegram también permite suscribirse a canales. Los mensajes se envían a su teléfono desde cualquier canal al que se suscriba. Se está comenzando a utilizar esta función por personas que han sido censuradas en otras plataformas de redes sociales.
Utilice una VPN en su computadora de escritorio, computadora portátil y dispositivos móviles para preservar su privacidad.
Para los creadores de contenido y las fuentes de noticias alternativas que ya no tienen presencia en las redes sociales debido a la censura, suscríbase a un boletín de noticias o coloque su sitio web en sus favoritos.
Boicotee a Google al evitar todos y cada uno de sus productos:•Evite utilizar los motores de búsqueda de Google. Las alternativas incluyen DuckDuckGo y SwissCows.•Desinstale Google Chrome y utilice el navegador de Opera el cual se encuentra disponible en todas las computadoras y dispositivos móviles. Desde una perspectiva de seguridad, Opera es muy superior a Chrome y ofrece un servicio de VPN gratuito (red privada virtual) para conservar aún más su privacidad.•Si tiene una cuenta de Gmail, puede probar un servicio de correo electrónico que no sea de Google, como ProtonMail, un servicio de correo electrónico cifrado con sede en Suiza.•No utilice los documentos de Google. Digital Trend ha publicado un artículo que sugiere una serie de alternativas.•No use dispositivos Google Home en su casa o apartamento. Estos dispositivos registran todo lo que ocurre en su casa, incluyendo el habla y los sonidos, como cepillarse los dientes y hervir agua, incluso cuando parece que no están activos, y envían la información a Google. Los teléfonos Android también están escuchando y grabando, al igual que el dispositivo de Google Nest y Alexa de Amazon.•No utilice Fitbit, ya que es propiedad de Google y ofrece toda su información fisiológica y niveles de actividad, además de toda la información que tiene Google sobre usted.•Si es estudiante, no convierta su cuenta de estudiante de Google en cuenta personal.

El confinamiento debido al COVID daña y mata a millones de niños

Por Mercola, 18 de enero del 2021.

En mayo de 2020, el jefe del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) predijo que los cierres «indiscriminados» de todo el mundo matarían al menos a 1.2 millones de niños, en especial lo que están en países en desarrollo.

«El riesgo de que los niños mueran de malaria, neumonía o diarrea, supera cualquier amenaza que presente el coronavirus», dijo Unicef para The Telegraph. En septiembre de 2020, la ONU informó que el confinamiento provocó que hasta ahora existan 150 millones de niños más en situación de pobreza, además los privó de educación y servicios básicos de salud.

Para diciembre de 2020, las consecuencias del confinamiento afectaron el desarrollo económico y los servicios esenciales en todos los ámbitos, reportó la ONU en una sesión especial de la Asamblea General. Las mujeres, niñas y los niños son los más afectados. Por ejemplo, en abril se proyectó que “por cada tres meses de encierro, se producen 15 millones de casos adicionales de violencia de género”, junto con medio millón o más de niñas en riesgo de matrimonio infantil solo en 2020.

“Además, debido a las restricciones vigentes, los esfuerzos para prevenir la violencia y los servicios para proteger a los niños y niñas no han funcionado”, dice el informe.

FUENTES:

The Telegraph

UN News

United Nations

¿Se pudieron haber evitado la mayoría de las muertes por COVID-19?

Por Dr. Joseph Mercola, Mercola, 21 de enero del 2021.

HISTORIA EN BREVE

  • Más de 100 médicos, científicos y autoridades han firmado una carta abierta solicitando que se amplíe el uso de vitamina D para combatir el COVID-19
  • La carta recomienda consumir suficientes cantidades de vitamina D para alcanzar un nivel de al menos 30 ng/mL (75 nmol/L). También recomiendan realizar pruebas a todas las personas hospitalizadas con COVID-19 y añadir vitamina D al protocolo de tratamiento para cualquier persona cuyo nivel se encuentre por debajo de los 30 ng/ml
  • El Irish Covit-D Consortium también está solicitando que se utilice más la vitamina D para combatir el COVID-19, al citar evidencia que demuestra que puede reducir el riesgo de muerte en las personas mayores
  • Las investigaciones demuestran que administrar dosis elevadas de vitamina D a personas con casos graves de COVID-19 redujo la cantidad de días internados en la UCI. También eran menos propensos a necesitar ventilación mecánica
  • Otro estudio reciente encontró que la vitamina D en dosis elevadas aceleró la eliminación viral. El 62.5 % de los participantes en el grupo de intervención obtuvieron un resultado negativo para el ARN del SARS-CoV-2 en 21 días, en comparación con el 20.8 % de los individuos en el grupo de control que no recibieron vitamina D

En las últimas semanas y meses, muchos estudios han demostrado los beneficios de la vitamina D para combatir el COVID-19. La evidencia es tan convincente, que más de 100 médicos, científicos y líderes han firmado una carta abierta solicitando que se amplíe el uso de vitamina D para combatir el COVID-19.

“Las investigaciones demuestran que los niveles bajos de vitamina D promueven infecciones, hospitalizaciones y muertes por COVID-19. Dada su seguridad, solicitamos aumentar el consumo de vitamina D”, dice la carta, que añade lo siguiente:

“La vitamina D modifica miles de genes y muchos aspectos de la función inmunológica, tanto innata como adaptativa. La evidencia científica demuestra que:

Los niveles más elevados de vitamina D en la sangre se relacionan con menores tasas de infección por SARS-CoV-2. Los niveles más elevados de vitamina D se relacionan con un menor riesgo de un caso grave (hospitalización, UCI o muerte).

Los estudios de intervención (incluyendo los RCT, por sus siglas en inglés) indican que la vitamina D puede ser un tratamiento muy eficaz. Muchos artículos demuestran varios mecanismos biológicos en los que la vitamina D influye en el COVID-19.

El modelado de inferencia causal, los criterios de Hill, los estudios de intervención y los mecanismos biológicos indican que la influencia de la vitamina D es muy causal y no solo una correlación».

La carta recomienda consumir suficientes cantidades de vitamina D para alcanzar un nivel de al menos 30 ng/mL (75 nmol/L). También recomiendan realizarles pruebas a todas las personas hospitalizadas con COVID-19 y añadir vitamina D al protocolo de tratamiento para cualquier persona cuyo nivel se encuentre por debajo de los 30 ng/ml. Muchos otros médicos también fomentan que las agencias gubernamentales de salud se incorporen a estas recomendaciones. De acuerdo con lo informado por NL Times:

“‘Existe un consenso cada vez mayor en el mundo científico sobre la importancia de la vitamina D’, explica Manfred Eggersdorfer, profesor de Envejecimiento Saludable en el Centro Médico de la Universidad de Groningen. Argumenta que ‘puede reducir la posibilidad de contraer el virus y disminuir el periodo de infección’.

La actitud que adoptan los gobiernos no es la mejor para la comunidad científica. El profesor de inmunología de la Universidad de Wageningen, Huub Savelkoul, consideró esta actitud como ‘frustrante’.

Afirma que ‘cada vez hay más estudios que demuestran los beneficios de la vitamina D. Creo que es arrogante que el gobierno quiera esperar primero a un metaestudio. Parece como si no importara que las personas estén muriendo. Hay que tener cuidado con eso, pero ahí es donde está mi frustración’”.

La vitamina D podría ser un tratamiento poderoso

En una entrevista de Fox News del 23 de diciembre de 2020, el Dr. Peter Osborne del Origins Nutrition Center declaró que los estudios más recientes sugieren que 9 de cada 10 muertes por COVID-19 podrían haberse evitado si las personas hubieran tenido niveles adecuados de vitamina D.

Aunque sospecho que esto podría ser una sobreestimación, no tengo ninguna duda de que optimizar los niveles de vitamina D entre la población general reduciría la incidencia y la muerte por el COVID-19.

«En la Facultad de Medicina de East Virginia existe un protocolo para combatir el COVID que incluye vitamina D» explicó Osborne. «Entonces, las personas hospitalizadas reciben entre 20 000 y 60 000 unidades de vitamina D. Esto es parte de su protocolo de atención en ese sistema hospitalario».

Osborne también recomienda incluir vitamina C y zinc, así como quercetina, lo que permite que el zinc se absorba de mejor manera. La quercetina también estimula el interferón tipo 1 que envía señales a las células infectadas para que produzcan proteínas que impiden la replicación del virus y funciona junto con la vitamina C.

Todo esto es un bueno. Como se señaló en una revisión de Frontiers in Nutrition en diciembre de 2020:

“El zinc y las vitaminas C y D se destacan por ser inmunomoduladoras y por ayudar a preservar las barreras tisulares físicas. Durante la pandemia de COVID-19, consumir zinc y vitaminas C y D de manera adecuada puede representar una herramienta prometedora debido a la alta demanda de estos nutrientes en el caso de contraer el virus y cuando empiece del proceso inflamatorio”.

Sin embargo, la vitamina D no es mi primera opción para tratar enfermedades graves que requieren tratamiento inmediato. Aunque la vitamina D en dosis elevadas puede ser de gran ayuda en algunos aspectos, la mejor opción para tratar enfermedades respiratorias graves es el peróxido de hidrógeno nebulizado, ya que funciona de inmediato, mientras que la vitamina D requiere tiempo para marcar la diferencia.

Con respecto a prevenir las muertes por COVID-19, creo que el peróxido de hidrógeno nebulizado podría prevenir al menos el 90 % de las muertes si se administra de manera correcta. Me entristece mucho ver a tantas personas morir porque no usan esta terapia tan económica y segura.

La vitamina D mejora los resultados de COVID-19

Ahora bien, recuerde que prevenir y tratar no son lo mismo. Creo que mejorar los niveles de vitamina D ayuda a prevenir la infección por COVID-19 y reduce el riesgo de síntomas graves en caso de contraerlo.

En junio de 2020, lancé una campaña informativa sobre la vitamina D que incluyó un reporte científico descargable. Este reporte, así como una prueba para conocer su riesgo de COVID en dos minutos, están disponibles en StopCovidCold.com.

También existe evidencia que demuestra que la vitamina D en dosis elevadas puede mejorar los resultados del COVID-19 incluso en casos graves. De acuerdo con un estudio doble ciego y aleatorizado que se publicó en diciembre de 2020 en el European Journal of Integrative Medicine, administrar dosis elevadas de vitamina D a personas con casos graves de COVID-19 redujo la cantidad de días internados en la UCI. También eran menos propensos a necesitar ventilación mecánica. De acuerdo con los autores:

“Treinta pacientes completaron el estudio. Los resultados demuestran que la inyección de vitamina D aumenta los cambios medios del nivel de vitamina D en el séptimo día del estudio, así como los niveles de capacidad antioxidante total (TAC, por sus siglas en inglés).

La estancia en la UCI fue de 18.3 ± 8.4 y 25.4 ± 6.6 días con la intervención y el placebo. Doce personas en el grupo de placebo y 5 en el grupo de vitamina D murieron dentro de los 28 días que duro el estudio. La duración de la ventilación mecánica fue de 15.7 ± 9.3 frente a 22.6 ± 9.1 días con la vitamina D y el placebo, respectivamente».

Del mismo modo, un reanálisis matemático de un ensayo concluyó que «la vitamina D ayuda a reducir el ingreso a la UCI de personas hospitalizadas con COVID-19». El análisis analizó los datos de un ensayo realizado en personas hospitalizadas en Córdoba, España. Según los autores:

“El tratamiento se relacionó con menos ingresos a la UCI con una mayor significación estadística, pero el estudio ha tenido un impacto limitado porque solo evaluó a 76 personas en un estudio doble ciego imperfecto, y no midió los niveles de vitamina D antes y después del tratamiento o ajustar las comorbilidades».

En un esfuerzo por comprender estas deficiencias, volvieron a analizar los datos utilizando estadísticas y concluyeron que «la aleatorización, el tamaño del efecto y la significancia estadística abordan muchas de estas preocupaciones».

Para empezar, encontraron que «la asignación aleatoria de personas a los grupos de tratamiento y control es muy poco probable que distribuya las comorbilidades u otros indicadores de pronóstico de manera suficientemente pareja como para explicar el gran tamaño del efecto».

También demostraron que el estudio doble ciego imperfecto no tuvo un impacto negativo, ya que debería haber tenido «un efecto muy significativo para justificar los resultados reportados».

Para verificar sus hallazgos, también compararon los datos con otros dos ensayos clínicos aleatorios de suplementación con vitamina D, uno en la India y el otro en Brasil. En conclusión, los autores declararon que:

«El estudio de Córdoba proporciona evidencia suficiente para justificar ensayos clínicos inmediatos y bien diseñados sobre la administración temprana de calcifediol en un estudio más amplio con personas hospitalizadas y ambulatorias con COVID-19».

Expertos solicitan un mayor reconocimiento de la vitamina D

El Irish Covit-D Consortium también está solicitando que se utilice más la vitamina D para combatir el COVID-19, al citar evidencia que demuestra que puede reducir el riesgo de muerte en las personas mayores.

Los estudios demuestran un mayor riesgo de infección en las personas con menores niveles de vitamina D, así como un menor riesgo de ingresar a la UCI y menor riesgo de muerte en personas mayores que consumen vitamina D. ~ Dr. Dan McCartney

En una declaración publicada en el Irish Journal of Medical Science, el equipo insta a los profesionales de la salud y a los políticos a «reconocer la importancia de la vitamina D para mejorar la respuesta inmunológica» y a «desarrollar guías sobre la población y los protocolos clínicos de las dosis más efectivas de vitamina D». Según lo informado por el Herald:

“El Dr. Dan McCartney, director del Human Nutrition and Dietetics en TU Dublin y Trinity College Dublin, dijo que ‘ahora es considerable la evidencia que relaciona los bajos niveles de vitamina D y el COVID-19.

Esta evidencia incluye estudios que demuestran un mayor riesgo de infección en las personas con bajos niveles de vitamina D, así como un menor riesgo de ingresar a la UCI y menor riesgo de muerte en personas mayores que consumen vitamina D’”.

La vitamina D acelera la eliminación viral

Otro estudio reciente, publicado en noviembre de 2020 en la revista Postgraduate Medical Journal, analizó la suplementación con vitamina D para eliminar el SARS-CoV-2. Este estudio incluyó solo a personas asintomáticas o con síntomas leves de SARS-CoV-2 que también presentaban una deficiencia de vitamina D (un nivel de vitamina D por debajo de 20 ng/ml).

Se asignó a los participantes al azar para recibir 60 000 UI de colecalciferol oral (gotitas nano-líquidas) o un placebo durante siete días. El nivel que se buscaba era de 50 ng/ml. Cualquiera que no hubiera alcanzado un nivel de 50 ng/mL después de los primeros siete días continuó recibiendo el suplemento hasta que alcanzó el nivel objetivo.

Se evaluó la presencia de SARS-CoV-2, así como todos los marcadores inflamatorios como fibrinógeno, dímero D, procalcitonina y PCR en todas las personas. La media del estudio fue la proporción de personas que obtuvieron un resultado negativo para COVID-19 antes del día 21 del estudio, así como los cambios en los marcadores inflamatorios. Como informaron los autores:

“Se asignó al azar a cuarenta personas con resultados positivos de ARN del SARS-CoV-2 al grupo de intervención (n = 16) o de control (n = 24). Los niveles séricos de 25 (OH) D fueron de 8.6 y 9.54 ng/ml, en el grupo de intervención y de control.

10 de 16 personas lograron alcanzar 25 (OH) D> 50 ng/ml durante el día 7 y otros dos durante el día 14, mientas que 10 (62.5 %) personas en el grupo de intervención y 5 (20.8 %) personas en el grupo de control obtuvieron un ARN negativo para el SARS-CoV-2. Los niveles de fibrinógeno disminuyeron con los suplementos de colecalciferol a diferencia de otros biomarcadores inflamatorios.

Una mayor proporción de personas con deficiencia de vitamina D y con infección por SARS-CoV-2 obtuvieron un ARN negativo para el SARS-CoV-2 con menores niveles de fibrinógeno con los suplementos de colecalciferol en dosis elevadas».

La vitamina D retrasa la propagación del COVID-19

De acuerdo con lo informado por KRGV 5 News, una estación de noticias de Texas, los médicos del Valle del Río Grande también fomentan que las personas controlen sus niveles de vitamina D y consuman suplementos si presentan una deficiencia. Pero, ¿por qué?

La investigación publicada en el Journal of Endocrinology and Metabolism sugiere que las personas que tienen bajos niveles de vitamina D son más propensas a contraer la infección por SARS-CoV-2, y eso también las hace más propensas a transmitir la infección a otras personas. Como señala este artículo:

“Se encontró una deficiencia de vitamina D en el 82.2 % de los casos de COVID-19 y en el 47.2 % de los controles poblacionales. Las personas con COVID-19 que presentan una deficiencia de vitamina D tuvieron una mayor estancia en el hospital que las personas con niveles séricos de 25OHD ≥20 ng/ml.

De acuerdo con nuestros resultados, es importante recomendar el tratamiento con vitamina D en personas con COVID-19 y deficiencia sérica de 25OHD, ya que esto podría beneficiar el sistema musculoesquelético e inmunológico”.

Cómo es que la vitamina D afecta al COVID-19

La edad, las enfermedades crónicas y la deficiencia de vitamina D son factores de riesgo de la enfermedad grave por COVID. De estos factores, la deficiencia de vitamina D es el único factor que puede modificarse.

Es posible revertir una enfermedad crónica, pero eso toma tiempo. Mientras que es posible optimizar los niveles de vitamina D en tan solo unas pocas semanas, lo que reduce el riesgo de desarrollar un caso grave de COVID-19.

La vitamina D puede reducir su riesgo de COVID-19 y de otras infecciones respiratorias a través de varios mecanismos diferentes que incluyen los siguientes:

  • Reducir la supervivencia y replicación viral
  • Reducir la producción de citoquinas inflamatorias
  • Mantener la integridad endotelial (la disfunción endotelial contribuye con la inflamación vascular y altera la coagulación de la sangre, dos características de los casos graves de COVID-19)
  • Aumentar las concentraciones de la enzima convertidora de angiotensina 2 (ACE2), que evita que el virus ingrese a las células a través del receptor ACE2: la infección por SARS-CoV-2 regula descendentemente la ACE2 y, al aumentar la ACE2, también se evita la acumulación excesiva de angiotensina II, que es un péptido conocido por aumentar la gravedad de COVID-19

La vitamina D también es un componente importante para prevenir y tratar el COVID-19 gracias a lo siguiente:

  • Fortalece la función inmunológica en general al modular las respuestas inmunes, tanto innatas como adaptativas
  • Reduce la dificultad respiratoria
  • Mejora la función pulmonar en general
  • Ayuda a producir tensioactivos en los pulmones que ayudan a eliminar los líquidos
  • Reduce el riesgo de comorbilidades relacionadas con un mal pronóstico de COVID-19 incluyendo la obesidad, la diabetes tipo 2, la presión arterial alta y las enfermedades cardíacas

Los datos de 14 estudios observacionales sugieren que los niveles de vitamina D en la sangre se relacionan de manera inversa con la incidencia y gravedad de COVID-19, y por lo general, la evidencia disponible cumple los criterios de Hill para la causalidad en un sistema biológico.

Características del COVID-19 que se relacionan con el estado de la vitamina D

Para empezar, el SARS-CoV-2 surgió en invierno en el hemisferio norte y cuando llegó el verano pudimos observar como disminuyeron las tasas de las pruebas positivas, hospitalizaciones y mortalidad. Entonces, en general, la prevalencia de COVID-19 se correlacionó de manera inversa con las dosis de UVB del sol y la producción de vitamina D, tal como la influenza estacional.

En segundo lugar, en comparación con los caucásicos, las personas con piel más oscura tienen mayores tasas de mortalidad y de casos de COVID-19. La vitamina D se produce en la piel en respuesta a la exposición al sol, pero cuanto más oscura es la piel, más exposición al sol necesitará para mantener un nivel óptimo de vitamina D. Como resultado, la deficiencia de vitamina D tiende a ser mucho mayor entre personas de raza negra e hispana. Las personas afroamericanas e hispanas también son grupos de alto riesgo de COVID-19.

En tercer lugar, una de las características distintivas y letales del COVID-19 es la tormenta de citoquinas que puede desarrollarse en casos graves y se manifiesta en forma de hiperinflamación y daño tisular. Se sabe que la vitamina D regula la producción de citoquinas inflamatorias, por lo tanto, reduce este riesgo. Por último, la vitamina D es un regulador importante del sistema inmunológico, y el mal funcionamiento del sistema inmunológico es otra de las características distintivas de la enfermedad grave por COVID-19.

Tratamiento con peróxido nebulizado

Como se mencionó antes, aunque la vitamina D es importante, si presenta síntomas de COVID-19, o cualquier otra infección respiratoria, tomar vitamina D posiblemente no sea tan efectivo. Creo que la mejor opción es utilizar peróxido nebulizado. Este es un remedio casero que recomiendo, ya que en muchos casos puede mejorar los síntomas en cuestión de horas.

El peróxido de hidrógeno nebulizado en los senos nasales, la garganta y en los pulmones, es una manera simple y directa de aumentar la expresión natural del peróxido de hidrógeno en el cuerpo para combatir infecciones y se puede usar tanto para prevenir como para tratar casos leves, moderados e incluso graves.

El Dr. David Brownstein, que trató con éxito a más de 100 personas con peróxido de hidrógeno nebulizado, publicó un artículo de caso sobre este tratamiento en la edición de julio de 2020 de Science, Public Health Policy and The Law.

El peróxido de hidrógeno nebulizado es muy seguro y solo se necesita un nebulizador y peróxido de hidrógeno de grado alimenticio, que deberá diluir con solución salina al 0.1 %. De esta manera, puede comenzar el tratamiento ante las primeras señales de infección respiratoria. En el video anterior, explico los conceptos básicos de este tratamiento.

tablas de dilución de peróxido de hidrógeno