Entradas

La Carnada del Problema es la Carne

Por Ezra Klein

The Washington Post, Julio 29 del 2009

[Nota del editor: La OCA cree en comer carne de res orgánica, alimentada con hierbas, y criada en humanas condiciones, si Ud. cree que no puede vivir sin carne. Pero también aplaude a los vegetarianos, veganos y a todos aquellos que están ayudando a la reducción de las emisiones y están dejando su huella ecológica reduciendo o evitando el consumo de carnes. Este articulo esta simplificado en relación a esta opción, pero la OCA felicita a Washington Post por la buena cobertura a esta relación entre el cambio de clima y la agricultura industrial]

El Debate sobre el cambio de clima ha alcanzado insólitos niveles de medidas abstractas en estos meses. ¿Impuestos al carbón o limites y comercio?, ¿seguimos la corriente o contra la corriente? ¿Subastamos permisos? Rascarse la cabeza es permitido. Pero básicamente estas medidas simplísimas tienen un simple objetivo: persuadirnos a realizar menos actividades que son malas para la atmosfera haciendo que estas actividades sean más costosas. Manejar un SUV va a ser más costoso. Igual el proveer calefacción de carbón a una casa enorme y proveer electricidad de una planta ineficiente. Pero hay una actividad que no está en esta y debería de estar en esta lista y es: comer una hamburguesa.

Si le sirve de consuelo, no me ha gustado escribir tanto como a Ud. no le ha gustado leerlo. Pero la evidencia es enorme. La carne no es un simple contribuyente del calentamiento global, es un monumental contribuyente, con un significativo margen más grande que toda la transportación global.

Según un reporte de las Naciones Unidad del 2006, el ganado vacuno es el responsable del 18% de las emisiones globales. Algunas de las razones de las causas de los cambios climáticos son obvias, Es más eficiente cultivar granos para alimentar a la población que para alimentar a becerros que se convertirán en adultos y se mataran para alimentar a la población. Otras razones son grotescas, “lagunas de estiércol” por ejemplo, es el nombre que evoca extensos depósitos de excremento animal que expuestos al sol expelen oxido nítrico en la atmosfera. Los gases de las vacas, no los pedos, son factores reales, algo que le haría reír mucho a Bart Simpson.

Pero el resultado no es para reírse: Dos investigadores de la Universidad de Chicago consideran que cambiar a una dieta vegana tendría un mayor impacto que cambiando su carro por un Prius. Un estudio de la Universidad Carnegie Mellon concluyo que si cada estadounidense comiera una dieta de alimentos producidos localmente y vegetariana una vez por semana, le harían menos daño al planeta. Esto ha hecho que Rajendra Pachauri quien preside el Panel Intergubernamental del Cambio Climático de las Naciones Unidas, haga la recomendación universal de dejar de comer carnes por lo menos una vez por semana para dejar descansar a la atmosfera. “Que conveniente para él, si justamente es vegetariano” fue la respuesta incomprensible de un columnista de Pittsburgh Tribune Review.

La reacción visceral de quien quiera que cuestione el derecho que Dios nos ha dado de bañarnos en tocino ha sido suficiente para ahuyentar al movimiento ambiental de estas recomendaciones. El Concejo de Defensa de Recursos Nacionales tiene una gran pagina de sugerencias de cómo Ud. puede combatir el calentamiento global. Hasta endorsan carros híbridos, recomiendan aclimatar su casa comprando electrónicos más eficientes, hasta comprando secuestradores de carbono. Pero la palabra CARNE ni siquiera aparece.

¡Y no es un descuido! Decirle a la gente que deje de comer carne no es aplaudido. Ben Adler un escritor urbano sondeo esto en Diciembre del 2008 en un artículo de American Prospect. El hizo un llamado a grupos ambientales e indago por sus normas en relación al consumo de carnes. “The Sierra Club no se opone al consumo de carnes” respondió cortante un vocero. Ese es el fin de la historia, y sin la presión de debatir los costos de la carne los políticos andan olfateando el asunto. La Ley de negociación y limitación de emisiones Waxman-Markey no toma en cuenta las emisiones del ganado vacuno.

Lea el artículo completo en Ingles.

Jefe de Whole Foods: ¡Vendemos un montón de chatarra!

Mr. Mackey admitió a sus clientes el haberlos defraudado al haber llenado el almacén de productos llenos de grasa. Dijo: » ¡Vendemos un montón de chatarra!» Nosotros hemos decidido que si Whole Foods no toma un liderazgo en educar al público en dietas saludables, ¿quién demonios lo va a hacer?

Aunque sus comentarios fueron destinados a revolver las acciones de los almacenes, revivieron el recuerdo del magnate Gerald Ratner, dueño de una cadena de joyerías, quien pronunciara uno de los más polémicos comentarios en la historia corporativa. Su gran negocio colapso después que él mismo señalara que su producto era una “basura total” Mr. Mackey pidió disculpas por haber descuidado los objetivos de salud de la compañía de Estados Unidos y dijo que todos los vendedores tienen las responsabilidad de ayudar a combatir la crisis de obesidad de Gran Bretaña.

Los empleados de las tiendas de Kensington, Camden y Stoke Newington serán entrenados para dar consejos en alimentación saludable y serán remunerados si pierden peso, se les dará mejores descuentos al comprar productos si logran perder peso, dejan de fumar o reducen su colesterol y presión arterial.

Whole Foods abrió una tienda en Kensington hace dos anos, prometiendo liderar la revolución de los alimentos orgánicos en Londres. Mr. Mackey señalo que las tiendas ofrecerán desde ahora nutricionistas en vez de bizcochos y merengues. Sus comentarios se produjeron después de que la Agencia de Normas Sanitarias de Alimentos del Reino Unido (FSA siglas en Inglés) declarara que no hay evidencia que sugiera que los alimentos frescos orgánicos son realmente mejores y que además no brindan beneficios adicionales de salud. Mr. Mackey hizo sus comentarios mientras inauguraba la iniciativa de “comer saludable” a iniciarse este otoño, para dar a su marca un mayor perfil en Londres que atraiga a más compradores.

Una vocera de la Fundación Británica de Nutrición dijo: “las tiendas británicas necesitan prestar atención a este mensaje. Hay demasiada promoción de galletas y chocolate con ofertas especiales”.

“Se necesita que haya un mejor balance. Ellos tienen que ejercer el rol de educar a los consumidores”

Gripe porcina, ¿otra forma de control?

El miedo es más fuerte que las armas

Por Vicky Pelaez

¡Qué oportuna la llegada de la supuesta gripe porcina para Felipe Calderón. Precisamente, cuando el pueblo de México se preparaba para las protestas multitudinarias del Primero de Mayo contra el despiadado neoliberalismo que está llevando su presidente a extremos inaguantables, el gobierno declaró emergencia sanitaria nacional por el brote de influenza, que aseguran ha cobrado la vida de 20 personas. Simultáneamente Calderón, a quien le llaman el presidente ilegítimo desde su dudoso triunfo electoral, promulgó un Decreto de Emergencia con el cual asume prácticamente un poder ilimitado y suspendió hasta el 6 de Mayo, toda actividad pública, cerró escuelas y universidades, pero lo peor, hay permiso de allanar cualquier casa.

Desde entonces, los medios hacen todo lo posible para que el país se sumerja en pánico. Ya nadie le interesa la crisis económica y la vertiginosa caída de los ingresos petroleros, ni la reducción del producto nacional bruto en 4 por ciento – el más alto índice en América Latina. Un estornudo acalla que la industria automotriz está en crisis y la desocupación devora a las regiones que se beneficiaron con el TLC- NAFTA. Tratar de encontrar vacunas, es más importante que saber que el narcotráfico con sus 100,000 sicarios sigue avanzando, a pesar de los miles de soldados en las calles.

El pánico acalla que 100 niños mexicanos mueren diariamente de desnutrición, de tos o diarrea, y que 50 millones padecen hambre y sobreviven en miseria, sin recursos para dar desayuno a sus hijos.

Después de lanzar el dardo del miedo, ahora Felipe Calderón declara que tiene millones de vacunas, que no hay motivo para el pánico y que el brote de influenza, por el momento está controlado. Sin embargo, ya es tarde parar el miedo que envuelve al mundo entero. Ya encontraron 20 casos de influenza parecida en Estados Unidos, 7 en España, 6 en Canadá, 4 en Francia, 3 en Nueva Zelanda y uno en Brasil. A cada pasajero que llega al Japón le toman temperatura. La jefa de Seguridad Doméstica norteamericana Janet Napolitano decretó estado de Emergencia Sanitaria a nivel nacional, lo que aumentó un miedo de tipo racista en los anglosajones quienes hasta en el internet aconsejan “apartarse de los hispanos porque la epidemia viene de ellos”. Cómo no van actuar así éstos, si las autoridades de salud norteamericanos, estaban investigando la muerte del arqueólogo mexicano Felipe Solís, a quien Barack Obama estrechó las manos en su visita. Solís murió de ataque al corazón, sino tal vez hubiéramos tenido en “cuarentena” al presidente.

En medio de todo esto nadie prestó atención al director de los Centros para el Control de Enfermedades Richard Besser quien dijo que “los síntomas de la gripe identificada en los Estados Unidos se parecen al virus porcino de México, pero es más suave, no hay ningún muerto. Sólo un hospitalizado”. Besser aseguró que su departamento tiene más de 12 millones del antiviral “Tamiflu”, efectiva contra la gripe porcina en humanos.

¿Entonces, si hay remedio efectivo para la “gripe mexicana”, como le llaman en Israel, por qué hacer tanto alboroto y golpear más a la población globalizada que trata de salir de la crisis económica?. ¿Quién realmente se beneficia?

Transnacional porcícola en Veracruz, el foco de la sospecha

Cientos de pobladores de La Gloria, en Perote, enfermaron de una extraña gripe en marzo.

Por José Reveles, El Financiero S.A. de C.V., martes, 28 de abril de 2009

Esa tendencia llevó, justamente en 1994, a que llegara a México el mayor productor mundial de porcinos, la Smithfield Foods. Cuenta con una gigantesca planta en La Gloria (Perote, Veracruz), cuya área de influencia llega a municipios de Puebla. Allí se producen al menos un millón de cerdos anuales mediante su filial Granjas Carroll.

Cientos de pobladores de La Gloria se enfermaron de una extraña gripe en marzo, fuera de temporada. Se reportó la muerte de por lo menos tres infantes. Desde entonces, pobladores y autoridades locales culparon a la planta porcícola de verter desechos en la región.

“Sospechan que las lagunas de oxidación construidas por Granjas Carroll alrededor del poblado, en las comunidades de Quechulá y Xaltepec en Chiautla, Puebla, y Perote, Veracruz, carecen de membrana ecológica para evitar filtraciones al subsuelo, cuyos mantos acuíferos alimentan a los manantiales de la zona”, publicó el corresponsal de La Jornada, Andrés Timoteo Morales, el 5 de abril.

La empresa Biosurveillance, que da seguimiento a enfermedades epidemiológicas, alertó el 6 de abril que el brote en La Gloria fue causado por la contaminación de la cría de cerdos en instalaciones de Granjas Carroll. “Según los residentes, la empresa negó su responsabilidad por el brote y atribuyó los casos a la gripe. Sin embargo, un funcionario municipal de salud dijo que las investigaciones preliminares indicaron que el vector de la enfermedad era una especie de mosca que se reproduce en los residuos de porcino.

Habían transcurrido, pues, semanas desde el brote epidémico. El secretario de Salud, José Ángel Córdoba Villalobos, dijo que se detectó el primer caso el 13 de abril, pero desde marzo inició la infección masiva. Había testimonios de José Manuel Hernández, Ernesto Apolinar y María de los Ángeles García, reportando muertes de sus hijos y nietos, avalados por la declaración de Orlando Uscanga, de la jurisdicción sanitaria de Jalapa.

“Nubes de moscas emanan de las lagunas de oxidación donde la empresa Granjas Carroll vierte los desechos fecales de sus granjas porcícolas, y la contaminación a cielo abierto ya generó una epidemia de infecciones respiratorias en el poblado La Gloria, del valle de Perote”, dijo Bertha Crisóstomo López, agente municipal del poblado.

Por tanto, había ya hace por lo menos mes y medio una situación de alerta epidemiológica en Perote, “debido a que desde principios de marzo muchos vecinos contrajeron gripes que en poco tiempo se convirtieron en infecciones neumológicas; personal médico emplazado en el área tendió un cerco sanitario que incluye la fumigación de todas las viviendas y la vacunación de todos los moradores”, reportaba Timoteo, sin que autoridades estatales o federales tomaran providencias sobre esta propagación de lo que hoy se sabe, es una influenza de origen porcino.

El especialista David Kirby, en la prestigiada página Huffington Post, anunciaba el 26 de abril la inminente llegada a México de especialistas de los CDC (Centros para el Control y Prevención de Enfermedades, por sus siglas en inglés) para investigar la naturaleza y alcances del nuevo virus procedente de los porcinos y que se ha difundido por medio de los humanos.

La verdad sobre granjas industriales – la película “La Meatrix”

Esta película corta es muy excelente. Utiliza los dibujos animados para enseñar a la gente por qué no debemos comprar carne que proviene de granjas industriales. El nombre “Meatrix” es un juego de palabras entre carne+matriz (meat+matrix).

Usted puede ver lo en estos sitios web de forma gratuita.