Organic Bytes en Español #209: Millones Contra Monsanto

Enero 21, 2010
En esta edición:
    Paremos la Alfalfa Genéticamente Modificada de Monsanto Senador Aplaza la Nominación del Pro-Plaguicida Siddiqui Cerca de 9,000 Miembros de OCA le Piden al Departamento de Justicia que Rompa el Monopolio de Monsanto Pro-Monsanto Rajiv Shah Confirmado como Director de USAID Monsanto en la Noticia Poder Orgánico 2010: Tomando Acción Localmente – Campaña Estratégica y Local de la Semana # 5 – Reduzca, Re-use, Recicle y Haga sus Propios Abonos
Tome Acción:

Paremos la Alfalfa Genéticamente Modificada de Monsanto

No crea que los aparentemente verdes organismos genéticamente modificados (OGM) de Monsanto han sido creados para alimentar al mundo o para sobrevivir las cada vez más frecuentes sequías e inundaciones debido al calentamiento global. Estos están diseñados para vender el resistente Round Up patentado de Monsanto o las semillas BT y plaguicidas que proliferan por millones de hectáreas de maíz, algodón, soya, canola, remolachas y alfalfa.

Alfalfa Un estudio del 2009 demostró que en los últimos 13 años, los cultivos listos para el herbicida Round Up ha incrementado el uso de este herbicida en 174 millones de Kilos. Aún más, una vez que la alfalfa genéticamente modificada de Monsanto se siembre en los campos, contaminarán variedades no OGM y otras plantas relacionadas. Así que si Ud. está operando un negocio de lácteos orgánicos, alimentando a su ganado de alfalfa orgánica, una granja contigua que siembre alfalfa GM, inevitablemente contaminará sus campos de alfalfa orgánica, haciendo que pierda su certificación orgánica.

Durante la administración de Bush, el movimiento para detener los OGMs estaba progresando. Debido a la preocupación pública por los OGMs; en el 2007, una corte federal dispuso que la aprobación de la USDA para la alfalfa lista para el Round Up, violaba la ley, porque no analizó los riesgos como la contaminación de la alfalfa convencional y orgánica además de los riesgos del desarrollo de hierbas resistentes. La corte prohibió la siembra de alfalfa GM hasta que la USDA completara un riguroso análisis de estos impactos. La Corte de Apelación de Noveno Circuito, decretó dos veces una prohibición en los sembríos de alfalfa lista para Round Up, pero Monsanto está apelando. ¡Están llevando a los productores de semillas de alfalfa orgánica a la Corte Suprema!

A pesar de que Barack Obama prometió un “cambio en el que podíamos creer” todo sigue siendo igual a las administraciones de Bush y Clinton en favor de los OGMs, llenando USDA y otros puestos burocráticos con los hombres y defensores de Monsanto como el Gobernador de Iowa, Tom Vilsack, “Gobernador Biotecnológico del Año” en el 2001, que ahora sirve como secretario de USDA. Vilsack, notorio por viajar a todas partes en un jet de Monsanto durante una de sus previas campañas, está ahora ocupado tratando de levantar esta prohibición a la alfalfa lista para Round Up, preparando una declaración de impacto de medio ambiente que niega o minimiza los obvios peligros al medio ambiente y a los humanos de la alfalfa GM (contaminación genética y creación de hierbas resistentes).

La alfalfa es el cuarto cultivo que más se siembra en Estados Unidos, y es una fuente clave para el forraje del ganado. Es el primer cultivo perenne genéticamente modificado, esta alfalfa GM se puede auto-regenerar desde sus raíces. Es polinizada por las abejas, así esta polinización puede cruzar muchas millas de distancia, esparciendo las semillas patentadas de Monsanto y el foráneo ADN a los cultivos orgánicos no GM. La propagación de la contaminación con OGMs de la alfalfa orgánica es inevitable si la Administración de Obama distorsiona la ciencia e ignora la opinión pública y permite que esta alfalfa lista para el Round Up de Monsanto se siembre por todo Estados Unidos.

La salud de los consumidores que ingieran esta alfalfa GM está en riesgo; una declaración de Impacto al Medio Ambiente (EIS siglas en Ingles) de Obama admitió que “ha sido observada una aguda toxicidad en ratones”

Según la EIS, los consumidores que ingieran alimentos con los residuos del herbicida Round Up de Monsanto pueden experimentar “signos generales no específicos de toxicidad por la sub-crónica o crónica exposición al glifosato, que incluye cambios en el peso del hígado, en la sangre (posible signo de leve toxicidad del hígado), patología del hígado y en el peso de la glándula pituitaria”.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario