La guanábana, fruta tropical ¿una solución al cáncer?

Por Elizabeth Renter, Natural Society, 1º de agosto de 2013, Traducción de Mariana Escalante, Vía Orgánica AC

Mientras la humanidad busca crear una alternativa que permita atender al cáncer exitosamente en los laboratorios sin matar pacientes, en la naturaleza existen varios tratamientos efectivos y sanos que esperan ser descubiertos.

Los científicos de Big Pharma se agotan y no tienen nada nuevo que mostrar más que drogas igual de dañinas que lo que curan, algunos investigadores están buscando soluciones naturales que curen enfermedades tan mortales como el cáncer. Y esto  puede lograrse a través de una fruta exótica tropical: la guanábana.

La guanábana es un agente curador. Diversas investigaciones han demostrado sus asombrosas propiedades anti-cancerígenas, por lo que las personas deben ser informadas acerca de los beneficios a la salud de la guanábana.

El primer estudio revelador sobre la guanábana se efectuó en 1996, cuando se encontró que un compuesto extraído de la fruta era mortal para las células cancerígenas. Descubrieron que el compuesto no sólo aniquilaba selectivamente las células cancerígenas, sino que lo hacía en un porcentaje 10 mil veces mayor que una droga común en el tratamiento del cáncer, sumamente dañina: andriamycin. La andriamycin es apodada el “diablo rojo” por su color y sus efectos secundarios potencialmente mortales.

En 1999, otro estudio descubrió que los compuestos de la guanábana son efectivos para reducir la actividad de células cancerígenas de próstata y de mama. En 2002, los científicos descubrieron que también podía reducir el cáncer de hígado. Finalmente, en el 2011, un estudio publicado en el diario Nutrición y Cáncer, confirmó su potencialidad para combatir al cáncer de mama.

En ese último estudio, los investigadores encontraron que al comer guanábana se pueden obtener beneficios anti-cancerígenos en animales con un gen cancerígeno sobreexpuesto que frecuentemente conlleva a cáncer de mama. El receptor epidérmico de factor de crecimiento (REFC) es un gen que provoca cáncer sobreexpuesto en pacientes de cáncer de mama.

De acuerdo a los autores del estudio: “Esta información mostró que el GFE de la dieta presentó una significante inhibición en el crecimiento de células in vitro MDA-MB-468 a través de un mecanismo realtivo al camino que señala REFC/ERK, sugiriendo que el GFE puede tener un efecto de protección para las mujeres contra la sobreexposición del REFC del cáncer de mama.”

Para experimentar los beneficios anti-cancerígenos de la guanábana en Estados Unidos, se deben comer frutas importadas compradas en mercados de especialidades (checa tu mercado local caribeño o asiático), ya que esta fruta no crece en los E.U.A., a excepción de áreas tropicales del sur de Florida, donde no siempre sobrevive.

Las propiedades curativas de la guanábana valen el gasto, ya que aparte de sus beneficios anti-cancerígenos,  la guanábana es diurética y un remedio contra enfermedades del hígado. Se ha probado que sus hojas son mortales para piojos y chinches y que tienen un efecto sedante cuando se toman como infusión.

Fuentes adicionales:

GreenMedInfo

    Natural Society
    Image Credit
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario