Greenpeace México Exhorta a Iniciar Una Revolución Energética

Por Arturo Alfaro Galán, La Jornada, Octubre 14, 2010

La organización Greenpeace México afirmó que los responsables de la política energética en México “están apostado a una producción de energía sucia”, lo cual genera más cambio climático en el mundo.

Ante ello, la organización planteó la necesidad de hacer una “revolución energética” de manera inmediata, con la intención de cambiar la forma de generar, distribuir y consumir la energía en nuestro país para re ducir las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI).

Al anunciar la realización de la campaña “Clima y Energía”, Greenpeace afirmó, mediante un comunicado, que lo más preocupante es que el sector energético mexicano es el responsable de 60 por ciento del total de las emisiones de nuestro país, que contribuyen al calentamiento global.

Asimismo, indicó que actualmente sólo 3 por ciento de la energía producida en México se genera por fuentes renovables como la eólica o geotérmica; mientras que el resto proviene de fuentes sucias e inseguras como las basadas en combustibles fósiles, energías nucleares y grandes hidroeléctricas.

La campaña “Clima y Energía” recorrerá nueve estados de la República, incluyendo Puebla, con un camión solar “El Girasol”, la cual promoverá el uso de la energía solar para la transformación de electricidad. De este modo, informó Greenpeace, “se está demostrando a los tomadores de decisiones y a la sociedad en general el potencial de generar energía por medio del sol, de forma gratuita y sin incrementar la temperatura del planeta”.

La unidad móvil de “El Girasol” es capaz de producir 12 mil kilowatts hora por día; es decir, abastecer los requerimientos de electricidad hasta de tres casas, 148 televisiones, 30 refrigeradores, 12 planchas y 34 licuadoras o cafeteras.

Entre los lugares que se visitarán en los próximos días destacan: la Plaza de la Concordia en Cholula; el centro comercial “El Triángulo” de la colonia Las Ánimas; el Complejo Cultural Universitario de la UAP; el zócalo de la capital; y las instalaciones de la Ibero.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario