El resveratrol podría mejorar la densidad ósea

Por Dr. Joseph Mercola, Mercola, 23 de julio del 2020.

HISTORIA EN BREVE

  • El resveratrol, un fitonutriente que se encuentra en las uvas rojas, las bayas y otras frutas, ha demostrado combatir y prevenir la osteoporosis
  • Un estudio publicado en el Journal of Bone and Mineral Research encontró mejoras en la densidad ósea en mujeres posmenopáusicas que recibieron un tratamiento de resveratrol
  • La investigación en la revista Nutrients encontró que la ciruela pasa, una fruta rica en resveratrol, mejoró la salud ósea en animales y en humanos
  • En los Estados Unidos, 46 millones de mujeres están en riesgo de padecer osteoporosis, mientras que los medicamentos disponibles tienen efectos secundarios dañinos, lo que hace que el resveratrol sea una opción más segura
  • Estudios han demostrado que el resveratrol ha mejorado la debilidad ósea causada por la obesidad o el consumo excesivo de alcohol

La osteoporosis (pérdida de densidad y calidad ósea) es un problema de salud grave y común. A medida que aumenta la fragilidad y porosidad ósea, las personas corren mayor riesgo de sufrir daños, lo que es muy importante para las personas mayores, en especial si están postrados en cama. De todas las personas con más de 50 años, cerca del 50 % de las mujeres y el 25 % de los hombres sufrirán una fractura en los próximos años.

Algunos factores que pueden contribuir al desarrollo de osteoporosis son el envejecimiento, el tabaquismo, el consumo excesivo de alcohol, una mala alimentación, los efectos secundarios de los medicamentos, la predisposición genética o la pérdida de hormonas después de la menopausia.

Según la National Osteoporosis Foundation, la osteoporosis posmenopáusica afecta a 46 millones de mujeres en los Estados Unidos, ya que la duración de la menopausia ocupa un tercio de la vida de una mujer.

Las hormonas de reemplazo y los bifosfonatos, medicamentos que inhiben la reabsorción y la pérdida ósea por los osteoclastos, se han utilizado para tratar la osteoporosis, pero, como se mencionó en un estudio en Nutrients, sus efectos secundarios pueden ser tan peligrosos que podrían ser más importantes que los beneficios. Por esta razón, es una buena noticia que se haya encontrado que el resveratrol, un fitonutriente que se encuentra en las uvas rojas y las bayas, combate y previene la osteoporosis.

El resveratrol podría mejorar la densidad ósea en mujeres posmenopáusicas

En un estudio publicado en el Journal of Bone and Mineral Research que se realizó en la Universidad de Newcastle en Nueva Gales del Sur, los investigadores detectaron mejoras en la densidad ósea en mujeres posmenopáusicas que recibieron un tratamiento de resveratrol.

En el estudio, conocido como «Resveratrol for Healthy Ageing in Women (RESHAW)», las mujeres tomaron 75 miligramos (mg) de resveratrol dos veces al día o un placebo durante 12 meses, luego los investigadores midieron su densidad ósea mediante una densitometría ósea de rayos X, comúnmente conocida como prueba DXA.

«El aumento en la densidad mineral ósea en el cuello femoral con resveratrol resultó en una mejora en el puntaje T de la población del estudio y una menor probabilidad de riesgo de fractura mayor en un periodo de 10 años», dijo Peter Howe, autor del estudio y profesor emérito de la universidad.

La puntuación T se utiliza para medir la densidad ósea. En el análisis de los resultados del estudio, las personas que complementaron el resveratrol con vitamina D y calcio mostraron una mejoría más significativa, agregó Howe.

Según los investigadores, el resveratrol mejoró la densidad ósea y redujo el riesgo de fractura incluso en mujeres sin señales de osteoporosis:

«Después de 12 meses de resveratrol o placebo, se registraron efectos positivos sobre la densidad ósea en la columna lumbar y el cuello del fémur, acompañados de niveles 7.24 % menores de colágeno telopéptido tipo 1 C-terminal, que es un marcador de reabsorción ósea, en comparación con el placebo.

Esta mejora fue mayor en las mujeres con un mal estado de biomarcadores de salud ósea. El consumo de 75 mg de resveratrol dos veces al día puede disminuir la pérdida ósea en la columna lumbar y el cuello femoral, que son zonas de fractura comunes en mujeres posmenopáusicas sin señales de osteoporosis».


Las ciruelas pasas ayudan a la densidad ósea

Otros estudios han identificado los beneficios del resveratrol para fortalecer los huesos. En una investigación publicada en la revista Nutrients, los científicos descubrieron que las ciruelas pasas, que son ricas en resveratrol, mostraron beneficios para la salud ósea en estudios en animales y humanos.

Los investigadores extirparon los ovarios de las ratas para crear un modelo animal de menopausia humana y descubrieron que la «ovariectomía disminuyó la densidad mineral ósea (DMO) de la cuarta vértebra lumbar y el fémur, así como en la zona del hueso trabecular tibial.»

Sin embargo, cuando las ratas recibieron una alimentación compuesta de 25 % de ciruela pasa durante 45 días, no experimentaron ninguna pérdida ósea, lo que llevó a los investigadores a concluir que «la ciruela pasa previene la pérdida ósea al aumentar la tasa de formación de hueso, pero no a través de inhibir la reabsorción ósea”. Es posible perder hueso por falta de formación ósea o por reabsorción ósea, que es causada por células de macrófagos conocidas como osteoclastos.

Los autores de otros estudios también han demostrado que la ciruela beneficia la salud ósea de las mujeres, según los investigadores. Las mujeres posmenopáusicas que recibieron resveratrol tuvieron menos pérdida de DMO que los controles, mientras que los beneficios se mantuvieron incluso cuando no continuaron consumiendo ciruela pasa. Los investigadores explicaron lo siguiente:

«De las 100 mujeres que completaron el ensayo clínico, 20 de ellas regresaron para una visita de seguimiento. Todas las mujeres, sin importar el grupo, informaron que no consumían ciruela pasa de manera regular.

Descubrimos que las personas que recibieron ciruela pasa en nuestro ensayo clínico conservaron la DMO del cúbito y la columna lumbar en mayor medida que las personas que recibieron manzana deshidratada».

Beneficios del resveratrol

Los autores de un estudio sobre el efecto del resveratrol en los huesos de las ratas publicado en el International Journal of Biomedical Science también encontraron que los suplementos de resveratrol benefician la salud ósea.

Al señalar que la terapia de reemplazo hormonal (TRH) estaba relacionada con un «mayor riesgo de cáncer de mama y útero», los investigadores escribieron que las mujeres a menudo buscan alternativas alimenticias para prevenir enfermedades, incluyendo los alimentos que contienen resveratrol, como las uvas, el cacahuate y el vino.

Al igual que en el estudio anterior, se les removieron los ovarios a las ratas y perdieron densidad ósea, tal como sucede con las mujeres en la menopausia. Después del tratamiento con resveratrol, los tres grupos de ratas tuvieron mediciones de densidad mineral ósea similares al de las ratas de control que no se les extirpó los ovarios.

Además, según los investigadores, la densidad ósea de las ratas con la extirpación de los ovarios fue superior a las de las ratas que recibieron reemplazo de estrógenos después del tratamiento de resveratrol. Además, la densidad de la región lumbar era casi idéntica que la del grupo de control.

Los beneficios para la salud ósea del resveratrol podrían desarrollarse a través de dos mecanismos diferentes, explicaron los investigadores: la promoción de los osteoblastos, que crean el hueso, y la inhibición de los osteoclastos, que causan la reabsorción ósea.

«El trans-resveratrol podría promover la formación ósea al mejorar la actividad de los osteoblastos y estimular la proliferación y diferenciación de los osteoblastos. Asimismo, los estudios informaron efectos inhibidores significativos del trans-resveratrol en la expresión o producción de citoquinas que mejoran las actividades de los osteoblastos y reducen la reabsorción ósea».

Los autores de un estudio publicado en Molecular Medicine Reports sobre la importancia del resveratrol en la enfermedad periodontal también identificaron acciones antiinflamatorias relacionadas con las citoquinas.

«El presente estudio es el primero en demostrar que el resveratrol mejora la osteogénesis de las hPDLSC [células madre del ligamento periodontal humano] y también ejerce efectos antiinflamatorios al activar esta vía. En última instancia, el resveratrol disminuye la secreción de citocinas inflamatorias mediada por TNF-α.

Por lo tanto, el resveratrol puede ser un buen candidato para un agente antiinflamatorio que puede inducir la curación ósea en respuesta a un microambiente inflamatorio».

Una alternativa segura para las mujeres con menopausia

Como mencioné anteriormente, el uso de la TRH para tratar la menopausia estuvo bien establecido Data Safety and Monitoring Board for the Women’s Health Initiative Clinical Trials en 2002 indicó que «no proporcionó un beneficio medido por» un «índice global de enfermedad coronaria, cáncer de mama invasivo, derrame cerebral, embolia pulmonar, cáncer de endometrio, cáncer colorrectal, fractura de cadera y muerte por otras causas».

Sin embargo, otros investigadores han argumentado que la TRH fue eficaz para prevenir la pérdida ósea y las fracturas relacionadas. Debido a que el TRH estaba perdiendo la atención de millones de mujeres, las farmacéuticas lanzaron los medicamentos conocidos como bisfosfonatos para mantener el interés. Por desgracia, estos medicamentos, que incluyen las marcas de Fosamax y Boniva, tienen efectos secundarios, algunos de los cuales pueden ser bastante desagradables (consulte el gráfico a continuación).

En primer lugar, la percepción de los medicamentos está equivocada. En lugar de tratar la causa de la osteoporosis, los bifosfonatos solo detienen la pérdida de calcio en los huesos al eliminar los osteoclastos, lo que a su vez evita o detiene el deterioro de la densidad ósea.

A medida que se utilizan cada vez más los medicamentos, hay informes de mujeres que sufren fracturas graves en los huesos del muslo, una situación que es inusual. Los huesos, que no habían sido curados, «se partieron como una rama», según los informes, incluso durante las actividades cotidianas normales. Normalmente, el fémur es uno de los huesos más fuertes del cuerpo.

Otro efecto secundario grave es la osteonecrosis de mandíbula, que puede causar fractura, dolor e infecciones. Las fracturas, son uno de los muchos efectos secundarios de esta clase de medicamentos que supuestamente deberían ser preventivos. Otros efectos secundarios incluyen los siguientes:

Inflamación ocular grave, uveítisProblemas gastrointestinales, flatulencia, diarrea, náuseas
Dolores muscularesPérdida de cabello
Cáncer de esófagoDolor e inflamación articular
Reflujo ácido y esofagitisReacciones cutáneas
Hipocalcemia (niveles de calcio demasiado bajos)

Estos peligrosos medicamentos óseos no se limitan a los bifosfonatos. Las farmacéuticas también comercializan un medicamento para tratar la osteoporosis posmenopáusica conocida como Prolia.

Al igual que muchos de los medicamentos que se inyectan y son especializados, Prolia es un medicamento «biológico», lo que significa que contiene proteínas humanas genéticamente modificadas en lugar de químicos sintéticos. Algunos productos biológicos, como el popular Enbrel, contienen células de ovario de hámster genéticamente modificadas.

Dado que Prolia funciona de la misma manera que los bifosfonatos, al no permitir la recuperación del hueso, no sorprende que sus efectos secundarios sean similares. También inhibe el sistema inmunológico, lo que puede causar infecciones. Las advertencias sobre Prolia incluyen las siguientes:

Reacciones alérgicas gravesMenores niveles de calcio en la sangre
Daños en la mandíbulaFracturas inusuales en el hueso del muslo
Mayor número de fracturas, incluso en la columna vertebralMenor capacidad para combatir infecciones
Dermatitis, erupción cutánea y eccemaDolor de huesos, articulaciones o músculos

En los Estados Unidos, la aprobación de los medicamentos, la publicidad y los precios tan elevados revelan la relación entre las farmacéuticas y la FDA.

El resveratrol podría mejorar la salud ósea en personas con obesidad

Encontrar una alternativa alimenticia que pueda mantener la resistencia ósea y prevenir fracturas sin recurrir a medicamentos peligrosos y costosos es una buena noticia para las mujeres mayores. Pero también es una buena noticia para los hombres que padecen obesidad. La investigación publicada en el Journal of Clinical Endocrinology & Metabolism señala que las personas con obesidad y síndrome metabólico tienen riesgo de osteoporosis.

«La obesidad y el síndrome metabólico (SME) son los principales problemas de salud a nivel mundial, y debido a varias comorbilidades graves, los costos de atención médica son elevados. El SME está relacionado con la inflamación de bajo grado, mientras que la inflamación es una causa importante de pérdida ósea local y sistémica, causada por la reabsorción ósea excesiva y la mala formación ósea”.

Los autores realizaron un estudio aleatorizado y controlado con placebo de los efectos del resveratrol (RSV) en los huesos y encontraron lo siguiente:

«El marcador de formación ósea BAP aumentó hasta un 16 % después de 4 semanas en el grupo de dosis alta de VSR en comparación con el placebo y se mantuvo elevado durante todo el estudio, lo cual es impresionante si consideramos el corto período de intervención de 16 semanas, la edad y el fenotipo de las personas de prueba. Consideramos que un aumento del 2.6 % durante un período más corto en una población de hombres con obesidad y sin osteoporosis hace que valga la pena investigar más el potencial antiosteoporótico del VSR».

El resveratrol podría mejorar la osteoporosis relacionada con el alcohol

Las personas que consumen alcohol en exceso son otro grupo que podría sufrir de osteoporosis además de las mujeres posmenopáusicas y las personas que padecen obesidad y síndrome metabólico. Según una investigación publicada en el Iranian Journal of Basic Medical Sciences:

«Un factor importante para la osteoporosis inducida por el alcohol es la generación excesiva de radicales libres, que a su vez causa estrés oxidativo. Estas reacciones conducen a la formación de especies reactivas de oxígeno. [También puede] causar a un aumento en la producción de citoquinas, lo que podría inducir daños en muchos órganos, incluyendo los huesos».

Otra manera en la que el consumo excesivo de alcohol puede degradar la calidad ósea es al disminuir la producción de testosterona en los hombres y los niveles de estrógeno en las mujeres, mientras aumenta los niveles de cortisol, lo que puede reducir la densidad ósea. Sin importar el mecanismo de pérdida ósea, los investigadores encontraron lo siguiente en ratas mayores y con niveles elevados de alcohol:

«Estos hallazgos demuestran que el resveratrol aumenta la microestructura ósea y las propiedades mecánicas óseas en ratas mayores, lo que sugiere que el resveratrol podría usarse como terapia para combatir el envejecimiento para resistir la pérdida ósea inducida por la edad».

Un nuevo beneficio para un compuesto valioso

El resveratrol se ha relacionado con muchos beneficios. Suprime la inflamación cerebral, mejora el flujo sanguíneo cerebral y protege contra la depresión. Puede inhibir la acumulación de placa, disminuir la fatiga y tiene propiedades antioxidantes y antimicrobianas. Los beneficios para la salud ósea le añaden otra perspectiva a este maravilloso compuesto.