Cómo Hacer Composta

por Lupe Rosario Montes

Se puede producir  la composta  casi sin costo en poco tiempo.  Se usa para agregar materia orgánica al suelo. Además de adicionar nutrientes, la composta  ayuda regular la pH, mantener la humedad,  y eso nos da mayores rendimientos.

Leer más

Creciente Fobia Campesina al Uso de Agroquímicos

Por Matilde Pérez U., La Jornada, Julio 17, 2010

Contaminación de mantos acuíferos y suelos, pérdida de biodiversidad y degradación ambiental son los costos del modelo tecnológico productivista implantado hace cuatro décadas con la llamada revolución verde, basada en la relación recíproca entre semillas híbridas y agroquímicos para elevar, se dijo entonces, la producción de alimentos y terminar con el hambre.

En ese lapso, México pasó de ser exportador de granos –maíz, frijol y trigo, principalmente– a la dependencia alimentaria. Hoy, los resultados productivos basados en el uso intensivo de agroquímicos son cuestionados por organizaciones de productores que están en contra de la siembra de maíz transgénico. Leer más

GB Lanza Mapa Interactivo sobre Cambio Climático

Por Silvia Otero, El Universal, Julio 14, 2010

El gobierno británico lanzó un mapa interactivo en Google Earth, que registra algunos de los efectos que podrían existir “si la temperatura promedio global aumenta en cuatro grados centígrados sobre el promedio climático preindustrial”, el modelo se enfoca en los impactos del cambio climático en humanos.

La embajada del Reino Unido en México dio a conocer este material desarrollado con apoyo científico del Met Office Hadley Centre, que se enfoca en los efectos en humanos, pues los impactos en los ecosistemas y la biodiversidad fueron excluidos, 2con excepción de la información sobre la sequía en la región amazónica, que aparece debido a que también representa una pérdida económica significativa para la región”.

De acuerdo con la representación diplomática, el mapa también incluye videos de los proyectos de cambio climático de la cancillería británica y del British Council que actualmente se desarrollan alrededor del mundo.

Respecto al mapa, Ed Parsons, tecnólogo geoespacial de Google, indicó que “éste es un gran ejemplo de los beneficios de usar la última tecnología de la red para visualizar información científica y promover un mejor entendimiento del impacto potencial del cambio climático en los humanos. Permitir a los científicos hablar al público sobre su investigación, es una forma de dejar que la gente comprenda totalmente cómo trabaja el proceso de investigación científica”.

El nuevo sistema de mapas en Google Earth utiliza los últimos registros de clima e impactos de la ciencia, para resaltar las consecuencias de no reducir las emisiones, explicó Vicky Pope, jefa del Programa de Predicción Climática del Met Office. “Si las emisiones de gas invernadero continúan aumentando, el promedio global de las temperaturas puede aumentar a cuatro grados centígrados a finales del siglo, y posiblemente tan pronto como en el 2060”, agregó.

Cultivar Transgénicos Genera Pérdidas a Los Agricultores

Por Angélica Enciso L., La Jornada, Julio 20, 2010

En los países donde se han sembrado comercialmente transgénicos la experiencia muestra un nulo aumento de productividad, mayor uso de agroquímicos y costos más elevados para los agricultores, revelan expertos en el informe Cultivos transgénicos: cero ganancias.

El estudio presentado ayer por Greenpeace documenta que la siembra de transgénicos en cuatro países, ha elevado los costos para los productores de toda la cadena alimentaria, desde los agricultores hasta los procesadores de alimentos.

En Estados Unidos se estudiaron los casos del arroz, del cual se encontró que en 2006 la contaminación con transgénicos causó a la industria del país pérdidas de entre 681 millones y mil 104 millones de dólares, y la soya Roundup Ready, de Monsanto, reportó rendimientos de 5 a 10 por ciento inferiores a la soya convencional; tan sólo entre 2006 y 2009 las pérdidas sumaron 11 mil millones de dólares.

Del algodón se detectó que el glifosato, sustancia base del herbicida de Monsanto, dañó cultivos de Roundup Ready e hizo que se redujera su cosecha casi en 40 por ciento, caso que está en la corte federal de Texas, Estados Unidos, señala el documento.

En China, el cultivo del algodón BT a altas temperaturas llevó a la perdida de entre 30 y 63 por ciento de la toxina, por lo cual no funcionó como resistente a las plagas de gusanos.

En tanto, en Canadá, el cultivo de linaza se contaminó con una variedad transgénica, por lo que los mercados se paralizaron; los precios cayeron de 12.50 a 6.80 dólares en 2009 y los productores llevan pérdidas de 106 millones de dólares canadienses.

En Colombia se introdujeron dos variedades de algodón transgénico que fueron atacadas por plagas a las que supuestamente eran resistentes. El costo de las semillas, más los herbicidas que adquirieron los productores, incrementaron los costos y, en consecuencia, más de la mitad de los campos colombianos ya no son rentables, agrega el informe.

En México el gobierno «debe evitar que sea la industria de los transgénicos la que tome el control de los campos y los alimentos, mucho más con advertencias tan claras como las que encontramos en el documento, donde queda constancia de que lejos de resolver los problemas de la alimentación en el mundo, la siembra de transgénicos representa un riesgo», señaló en conferencia de prensa Alberto Montoya, académico de la Universidad Iberoamericana y vicepresidente ejecutivo del Centro de Estudios Estratégicos Nacionales.

Ante la autorización del cultivo experimental de maíz transgénico, Yolanda Massieu, investigadora de la Universidad Autónoma Metropolitana, sostuvo que existe «el problema de que no hay investigación ni regulación pública suficiente para impedir al gobierno favorecer los intereses de un puñado de empresas, como se ha estado haciendo hasta la fecha al autorizar las solicitudes de empresas como Monsanto para realizar la siembra experimental».

El país no está exento de sufrir estos impactos, «con la siembra de maíz transgénico se pondrá en riesgo el gran potencial de producción del grano y la biodiversidad, y se propiciará la dependencia de los campesinos frente a las empresas que detentan la patente de las semillas modificadas genéticamente», advirtió Aleira Lara, coordinadora de la campaña de agricultura sustentable y transgénicos de Greenpeace.

La Certificación Participativa de TOSMA

por Rick Wendling

El objetivo de Tianguis Orgánico de San Miguel de Allende (TOSMA) es desarrollar una red de productores orgánicos locales, proporcionar una certificación orgánica confiable de costo bajo y desarrollar mercados en donde los productores puedan vender directamente al consumidor a precios justos.

Pero ¿qué significa ‘orgánico’? Actualmente hay cientos de normas orgánicas privadas en todo el mundo y más de sesenta países han escrito versiones de las normas orgánicas en sus leyes. Muchos países, incluso México, exigen inspecciones formales y certificación antes de que un productor pueda comercializar su producto como orgánico. México reconoce dieciocho agencias distintas de certificación orgánica de tercera parte. Aunque la certificación aumenta la confianza de los consumidores en los productos comercializados como orgánicos, los costos altos, el papeleo y la burocracia de la certificación de tercera parte son una barrera para las pequeñas granjas familiares de México.   Los pequeños productores, muchos de los cuales tradicionalmente han utilizado métodos que conforman las normas orgánicas, necesitan medios de acceso a los mercados orgánicos.

Martin comparte sobre su proceso de producción en una visita de TOSMA

Afortunadamente, además de la certificación de 3ª parte, México reconoce la certificación por ‘Sistemas Participativos de Garantía’  o certificación participativa.  Los sistemas de certificación participativa son sistemas de control de calidad de enfoque local.  El proceso de certificación se lleva a cabo por los interesados, incluso los productores, procesadores y consumidores. El sistema está basado en la confianza, redes sociales y el intercambio de conocimientos. TOSMA ha adoptado un proceso de certificación participativa desarrollado por la Federación Internacional de Movimientos de Agricultura Orgánica (IFOAM).  IFOAM es una organización mundial que une más de 750 organizaciones miembros en 116 países.  Con el uso de normas y procedimientos de certificación IFOAM, TOSMA asegura que antes de que un producto sea etiquetado como orgánico cumpla con requisitos estrictos reconocidos internacionalmente. Actualmente hay veintidós mercados orgánicos locales en México que usan la certificación participativa de IFOAM como método de garantía para sus productos.

Las normas orgánicas de IFOAM son detalladas y estrictas. Muchos productores locales que solicitan la Certificación Orgánica TOSMA no van a recibirla en su primera inspección debido a incumplimiento de alguna parte de las normas. Si un productor no logra la certificación debido a un problema menor, y opta por trabajar con TOSMA para alcanzar un estado orgánico, sus productos serán etiquetados «en transición» y se le permitirá vender en el  Tianguis Orgánico mientras completa su certificación. Comprar a los productores que están en transición anima la expansión de la producción orgánica local y se beneficia el medio ambiente  y economía de San Miguel. Sus productos ya son mucho más saludables para la gente y para el medio ambiente que los alimentos producidos convencionalmente.

El proceso de certificación TOSMA/IFOAM enfatiza la transparencia y la participación de los consumidores. Todos los productores que se unen a TOSMA tienen que permitir las visitas de cualquier otro miembro de la organización. Habrá información disponible de todos los productores en la mesa de TOSMA en el Tianguis Orgánico y los consumidores serán exhortados comentar y preguntar para aprender más de las origines de su comida y cómo se produce.

El grupo de trabajo de certificación de TOSMA ya está realizando las inspecciones de certificación de los productores locales y el grupo de trabajo del Tianguis Orgánico está ocupado en planear el tianguis.  Si desea participar en TOSMA y ayudar con la certificación, con el Tianguis, o de cualquier otra manera, póngase en contacto con TOSMA en info@TOSMA.org.

Acerca del autor: Rick Wendling vive en una casa auto-suficiente cerca de San Miguel de Allende y hace los mapas para Mapa Verde San Miguel.

Este artículo ha sido republicado con autorización expresa de Atención San Miguel.